Retoman una obra que complicará el tránsito en el Bajo de Neuquén

Se trata de los carriles preferenciales. Habrán cortes parciales desde Lainez hasta Ignacio Rivas.



La calle Sarmiento será repavimentada por los carriles preferenciales para los colectivos. 
Foto:  Archivo Mauro Pérez

La calle Sarmiento será repavimentada por los carriles preferenciales para los colectivos. Foto: Archivo Mauro Pérez

A partir del lunes, transitar en la zona del Bajo de Neuquén tendrá sus complicaciones porque se retomarán las obras de reacondicionamiento para establecer los carriles preferenciales por los que circulará el transporte público.

La subsecretaria municipal de Obras Municipales, Mariel Bruno, explicó que las tareas de repavimentación comenzarán desde la intersección de Sarmiento con Lainez y se irán desplazando hasta llegar a la esquina de Ignacio Rivas.

La funcionaria estimó que irán avanzando de a 200 metros por día y resaltó que los cortes serán parciales, buscando evitar inconvenientes para los rodados que circulan por el sector. Además, informó que las modificaciones en los recorridos de los 12 ramales que transitan por la calle Sarmiento se irán detallando en el sitio web del municipio.

En declaraciones radiales, Bruno recordó que para establecer los carriles preferenciales es necesario hacer el delineado del carril por el que circularán los colectivos (en los que estará prohibido estacionar), la señalización y la refacción de veredas para luego instalar las nuevas garitas, que serán como las que dispusieron sobre la calle Mitre en la etapa de trabajo que desarrolló el año pasado.

El retiro de la "súper garita" con wifi y paneles solares de la avenida Olascoaga y Sarmiento, que costó dos millones de pesos, desató la polémica y el enojo de los pasajeros, que deben esperar a la intemperie.

Además, contó que con la repavimentación se modificarán "los badenes para que los colectivos no tengan que frenar tanto en las esquinas y puedan circular con mejor fluidez".

Los carriles preferenciales son la continuidad del Metrobús, ambas obras pensadas para agilizar el paso del transporte público por la ciudad. Se extenderán desde Colón y Belgrano-Alderete, siguen por Tucumán-Tierra del Fuego, doblan por Mitre y finalizan en Sarmiento e Ignacio Rivas.

Los conductores deberán recordar que estará prohibido estacionar en esos carriles y doblar a la derecha. Los espacios de estacionamiento medido y pago se extenderán a las calles Entre Ríos y Mendoza.


Comentarios


Retoman una obra que complicará el tránsito en el Bajo de Neuquén