Río Negro sale a buscar casos de coronavirus con 25.000 testeos rápidos

El gobierno provincial compró 20.000 pruebas y Nación aportó otras 5.000. El primer operativo se concentrará en el Alto Valle.




Viedma se acerca a los 2.000 contagios desde que se inició la pandemia. (Foto: Marcelo Ochoa)

Viedma se acerca a los 2.000 contagios desde que se inició la pandemia. (Foto: Marcelo Ochoa)

El Ministerio de Salud de Río Negro incorporó unos 25.000 test rápidos de antígeno para incrementar las pruebas de covid-19 en toda la provincia. Los insumos comenzarán a distribuirse dentro de esta semana en el Alto Valle, donde se concentra actualmente la mayor cantidad de casos activos.

Sobre ese total de pruebas, el Estado provincial compró la partida mayoritaria: se trata de 20.000 de estos pequeños instrumentos, destinados a ayudar a los profesionales de salud a detectar infecciones de coronavirus a escala masiva, y así frenar la propagación del virus. La inversión realizada fue de unos 13,6 millones de pesos.

Los otros 5.000 test fueron entregados a la provincia en el marco del Plan Detectar puesto en marcha por la Nación, según precisó a RÍO NEGRO el ministro Fabián Zgaib.

Este operativo había sido lanzado a principios de este mes en Cipolletti, durante una visita que hizo el subsecretario de Gestión e Institutos del Ministerio de Salud de la Nación, Alejandro Collia, y con la participación de la gobernadora Arabela Carreras.

Respecto de ese acto, Zgaib recordó que en ese momento se concretaron 800 test que “se terminaron en media hora”.

La búsqueda de casos positivos en los barrios se extendió luego hacia Roca, donde las pruebas arrojaron índices de positividad cercanos al 50%.

Ahora se decidió que el plan llegue a toda la provincia, aunque la primera etapa será en el Departamento de General Roca, donde se distribuirán 12.000 test rápidos.

“Se trata de una nueva estrategia que va a cumplimentar el trabajo que se viene realizando en el territorio con rastrillajes en distintos barrios y el seguimiento de contactos estrechos; y será importante para atenuar el impacto de la pandemia en el Alto Valle, en primera instancia”, informaron ayer desde Salud.

Zgaib remarcó que se trata de una estrategia clave para este momento de la pandemia, para la identificación temprana y seguimiento de contactos estrechos, reforzando el trabajo intenso que realiza el equipo de salud en todos los hospitales.

Con respecto a la llegada a otros puntos de la provincia, el ministro le había adelantado una ayuda de las mismas características al intendente de Viedma, Pedro Pesatti, y horas después evaluó la implementación del programa con autoridades del hospital Zatti.

Comercializado con el nombre de Panbio COVID-19 Ag Rapid Test Device, esta prueba de antígenos del laboratorio Abott está autorizada para su uso por profesionales sanitarios, no requiere instrumentación y los resultados se obtienen en tan solo 15 minutos.

Se trata de una técnica muy útil para la detección de brotes y para análisis a gran escala en determinados ámbitos como el educativo, sanitario o sociosanitario.

Poder llevar adelante una búsqueda activa de casos nos facilitará llegar antes, garantizar el aislamiento y así disminuir la propagación y los contagios.

Fabián Zgaib, ministro de Salud.

Portátiles y fáciles de usar

El test rápido de Abbott es promocionado por el laboratorio como “un instrumento confiable y accesible para ayudar a los profesionales de salud a detectar infecciones de coronavirus a escala masiva, ayudando así a frenar la propagación del virus”.

Los tests rápidos de antígeno pueden ayudar a incrementar el acceso a las pruebas, por su diseño simple. Estos tests son altamente portátiles, fáciles de usar y entregan resultados rápidos, por lo cual pueden ser utilizados en lugares donde no hay, o no es posible tener, instrumentos de laboratorio clínico.

También permite testeos más frecuentes, dado su precio accesible ($ 678 abonados por la provincia) y resultados rápidos. Panbio Ag utiliza la tecnología comprobada de flujo lateral para ofrecer resultados que un profesional de la salud puede leer en 15 minutos, y mejorar la escala de testeos, apoyando a comunidades y organizaciones a realizar pruebas en miles de personas, para ayudar a reducir el riesgo de la propagación de la enfermedad, sumado a los testeos de PCR.

Costos

$ 678
pagó el gobierno de Río Negro por cada test del laboratorio Abbot en el marco de la reciente compra.
$ 8.500
es el costo promedio de un test de PCR para un vecino que debe afrontar ese gasto.

SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


Río Negro sale a buscar casos de coronavirus con 25.000 testeos rápidos