Tensa tregua entre EEUU y China

Los mandatarios acordaron reiniciar la relación comercial durante el G20. La práctica resulta bastante más difícil.



La cumbre del G20 celebrada en Japón a fines de junio, fue el escenario para el reencuentro de los mandatarios de los dos países más grandes en materia económica a nivel global. Durante la cumbre, Trump y Xi Ximping pactaron relanzar la quebrada relación comercial y marchar rumbo a la normalidad en el intercambio entre ambos países.
Tras el encuentro, el Presidente norteamericano decidió suavizar las restricciones que se habían impuesto para las exportaciones de componentes electrónicos desde los EEUU al país asiático, cuya principal destinataria era el gigante chino Huawei. La flexibilidad le costó severas críticas al mandatario en el Congreso de los EEUU, donde se acusa a la empresa asiática de utilizar los dispositivos móviles con fines de espionaje.

Se estima que las mutuas restricciones aplicadas entre China y EEUU, ya destruyeron comercio multilateral por más de u$s 360.000 millones.


Los EEUU habían anunciado en mayo nuevos aranceles de entre el 10% y el 25% para la importación de productos chinos por un valor de u$s 355.000 millones. Luego del acuerdo de junio, esa medida quedaría sin efecto.
Sin embargo, se mantienen vigentes los aranceles que EEUU colocó previamente a las importaciones chinas por u$s 250.000 millones, y los que en respuesta China colocó a los productos norteamericanos por u$s 110.000 millones.
Esta semana, estuvo cargada de noticias. El día martes, se anunció que los equipos técnicos de ambos países mantuvieron una comunicación para coordinar la mejor forma de llevar adelante el acuerdo alcanzado por los mandatarios en el G20. El Ministerio de Comercio Chino emitió un comunicado en el que informó que se “intercambiaron puntos de vista sobre la implementación del consenso (alcanzado) entre ambos jefes de Estado en Osaka (Japón)”.
Dos días más tarde, Trump eligió el Twitter, su medio de comunicación favorito, para manifestar su descontento. “México lo está haciendo muy bien en la frontera, pero China nos está decepcionando porque no han estado comprando los productos de nuestros grandes agricultores como dijeron que harían. ¡Esperamos que comiencen pronto!”, escribió.


Comentarios


Tensa tregua entre EEUU y China