Tres pacientes serán trasplantados tras la ablación múltiple que se hizo en Bariloche

Están internados en Rosario, la Ciudad de Buenos Aires y Neuquén. Recibirán los órganos de un joven que falleció en las horas últimas y que expresó en vida su voluntad de donar.



#

Intervinieron más de diez médicos en la ablación que se hizo en el hospital Ramón Carrillo.(Foto: Archivo )

Tres pacientes serán trasplantados tras la ablación múltiple que se hizo en Bariloche

Tres pacientes internados en la Ciudad de Buenos Aires, Rosario y Neuquén recibirán en las próximas horas los órganos de la ablación, que se hizo esta madrugada de jueves en el hospital Ramón Carrillo de esta ciudad tras la muerte de un joven.

El coordinador hospitalario de Bariloche Cucai-Río Negro, Germán Santamaría, informó que un paciente internado en un sanatorio de la Ciudad de Buenos Aires recibirá un riñón y el páncreas, mientras que el hígado será para un paciente hospitalizado en Rosario.

Otro riñón, indicó el médico, permitirá el trasplante de un paciente internado en un sanatorio de la ciudad de Neuquén y las dos córneas se enviaron al banco de córneas de la provincia.

Sostuvo que médicos de Rosario y de la Ciudad de Buenos Aires, que tienen a sus pacientes esperando por un órgano para ser trasplantados, viajaron hasta Bariloche para intervenir en el operativo. La ablación múltiple empezó a primera hora de la madrugada de hoy y finalizó alrededor de las 9.

Santamaría dijo que intervinieron 4 equipos médicos. Destacó que más de diez profesionales formaron parte del operativo.

Explicó que en este caso no se aplicó la Ley Justina para hacer la ablación, porque si bien no figuraba una negativa del paciente en su documento de identidad, “en vida había manifestado su deseo de ser donante”.

Por eso, el médico dijo que no hizo falta explicarles los alcances de la legislación vigente a los familiares del paciente que falleció ayer miércoles tras permanecer internado en la terapia intensiva a raíz de un accidente cerebro vascular.

Santamaría dijo con la normativa “el procedimiento debería ser más sencillo porque libera a la familia de tomar la decisión” de donar o no los órganos de un familiar fallecido.

Explicó que el primer paso fue notificar al Incucai para poner en marcha el protocolo. Los médicos viajaron después de que se confirmara que los órganos eran compatibles con los pacientes, con prioridad, en la lista de espera.

Recordó que la ablación anterior se hizo en abril del año pasado en el hospital público local. Según los datos que publica el Incucai en su página oficial hay 199 pacientes en lista de espera en Río Negro.

Fue la quinta ablación que se realiza en Río Negro en los primeros 20 días del año. La última se practicó el martes en el hospital de Cipolletti. En ese caso, dos personas pudieron recuperar la visión por la donación de tejido ocular.

Qué dice la ley

El artículo 33 de la Ley 27477 de trasplante de órganos, tejidos y células establece, conocida como Ley Justicia, fue sancionada el 4 de julio de 2018 y establece: “La ablación de órganos y/o tejidos puede realizarse sobre toda persona capaz mayor de 18 años, que no haya dejado constancia expresa de su oposición a que después de su muerte se realice la extracción de sus órganos o tejidos”.

“En caso de no encontrarse registrada la voluntad del causante, de acuerdo a lo previsto en los artículos 31 y 32, el profesional a cargo del proceso de donación debe verificar la misma conforme lo determine la reglamentación”, indica la normativa.

“En caso de fallecimiento de menores de 18 años, la autorización para la obtención de los órganos y tejidos debe ser efectuada por ambos progenitores o por aquél que se encuentre presente, o el representante legal del menor. La oposición de uno de los padres elimina la posibilidad de llevar adelante la extracción en el cuerpo del menor. En ausencia de las personas mencionadas precedentemente, se debe dar intervención al Ministerio Pupilar quien puede autorizar la ablación”, prevé la ley vigente.


Comentarios


Tres pacientes serán trasplantados tras la ablación múltiple que se hizo en Bariloche