Un juicio en Zapala contra un policía, el primero que podría caerse por el coronavirus

Las cuatro audiencias contra Pablo Pallero están previstas a partir del lunes 13. Si la cuarentena se extiende hasta el 12 habrá problemas para realizarlo. Es el primer juicio por homicidios que será reprogramado.



El 12 de abril parece que será la próxima frontera del aislamiento social por la pandemia del coronavirus, aunque hasta ahora el gobierno del presidente Alberto Fernández no lo anunció oficialmente. En el Poder Judicial de Neuquén, donde la parálisis es casi total, la confirmación se aguarda con la misma ansiedad que en todas partes porque de eso depende la reanudación del cronograma de audiencias. Y para el lunes 13 está programado el juicio por un resonante homicidio ocurrido en Zapala, que tiene como imputado a un policía. Quizá sea el primer juicio por homicidio que se caiga debido al Covid-19.

Se trata del juicio oral contra Pablo Pallero, un policía acusado de asesinar a Facundo Guíñez la madrugada del 31 de agosto del 2019. La imputación es por homicidio agravado por el uso de arma de fuego, se realizará ante un tribunal colegiado de jueces profesionales y están previstos cinco días de audiencia en los que declararán alrededor de 50 testigos.

La organización y logística para un juicio de esa envergadura es importante en tiempos normales; la pandemia del Covid-19 le agrega una complejidad nunca antes enfrentada: desde conseguir una sala de audiencias que cumpla con los requisitos de distancias recomendadas por las autoridades de salud, hasta la posibilidad de que algunos testigos estén enfermos o desistan de presentarse.

"Por ahora el juicio sigue programado, del 13 al 17 de abril. Los únicos juicios que suspendimos fueron los que tenían fecha hasta el 31 de marzo", dijo Gabriela Villalobos, encargada de manejar la agenda de todos los juicios orales de la provincia.

"Futurismo no hacemos", respondió al ser consultada por Río Negro sobre la probable extensión de la cuarentena hasta el 12 de abril.

En términos similares se expresó la directora de la Oficina Judicial Penal de Zapala, María Luisa Squetino. "Por ahora no hemos suspendido nada porque estamos esperando definiciones del Poder Ejecutivo y del Tribunal Superior de Justicia", indicó.

Por el principio de inmediación el juicio no se puede realizar por videoconferencia como otras instancias procesales, por ejemplo, impugnaciones o revisiones.

Squetino estimó que la notificación de los testigos puede hacerse en pocos días. "Incluso si hay acuerdo de las partes las podemos hacer de manera telefónica", dijo Squetino. De todos modos habrá que contemplar posibles inasistencias o presentación de certificados médicos.

El juicio oral contra Pallero es el primero por homicidio que podría ser afectado por la eximición de concurrir a su lugar de trabajo de todo el personal dispuesta por el TSJ mientras dure la emergencia sanitaria.

Otro caso que requiere de gran despliegue logístico es el juicio por jurados contra Alfredo Escobar por el femicidio de Laura Brisa Cielo López.

Su comienzo está previsto para el 4 de mayo, pero con pasos intermedios: el 17 de abril debería realizarse el sorteo de los jurados, y el 27 la audiencia de selección de los 16 jurados.

Al igual que en el caso del juicio contra Pallero, nadie en el Poder Judicial lo dará por suspendido mientras haya alguna posibilidad de realizarlo.


Comentarios


Un juicio en Zapala contra un policía, el primero que podría caerse por el coronavirus