Menores, sin protección y “escrachados” por la policía

Dos niños de 11 y 12 años fueron identificados “como autores de un robo”. Malestar por la actitud de informar sobre el hecho por parte de la Policía.



#

Los niños quedaron expuestos en un comunicado oficial por parte de la Jefatura de Policía de Río Negro.(Foto: Archivo )

¿Y la protección al menor?

Menores, sin protección y “escrachados” por la policía

Sin conocer detalles, la información es impactante: dos niños de 11 y 12 años demorados por uniformados “tras ser identificados como autores de un robo en una obra en construcción. El ilícito se frustró gracias a la intervención del Comando de Emergencia 911”.

El encomillado es textual del parte emitido desde la Jefatura de la Policía de Río Negro. Ni siquiera fue utilizada la posibilidad de estar involucrados, de ser presuntos autores. Y se agregó que “fueron interceptados en cercanías de la obra en construcción afectada, mientras caminaban en la noche llevando una hormigonera”.

La información agregó que en la obra en cuestión se verificó que el portón había sido violentado y que además de la hormigonera habían sido sustraídos otras herramientas de valor.

Apenas ocurrida la demora e informada a la Justicia, el juez penal de turno Favio Igoldi ordenó la inmediata entrega de los niños a sus respectivos padres.

El protagonismo de criaturas de tan corta edad en hechos de estas características lo primero que genera -en la mayoría de las personas- es preocupación por esos nenes que pueden estar en riesgo, teniendo en cuenta el horario nocturno y el marco en el que fueron encontrados.

La falta de protección es la primera sensación que aparece. Una desprotección que empieza por la casa chica y sigue por la grande porque fue la Policía la que los demoró pero también la que los puso en la vidriera de la información con toda la exposición que ello significa.

Y en estos casos de vulnerabilidad es el Estado el que debe velar por la contención de esas criaturas. Ayer en Tribunales no se disimuló el malestar por esta actitud de informar sobre el hecho de parte de la Policía, así como por la decisión de los medios en publicarla.

Los niños pudieron ser utilizados como escudo legal por un adulto, haber colaborado con un mayor o haber protagonizado una travesura. Nada de esto está claro, excepto que son criaturas que requieren de una urgente contención.


Comentarios


Menores, sin protección y “escrachados” por la policía