#QuedateEnCasa Cómo hacer trámites desde casa

Angus VS Hereford, las dos razas que dominan el campo: una pasión que divide

De un lado y del otro, defienden los aspectos técnicos, comerciales, y sanitarios, pero también desde el entusiasmo. Qué características diferencian a un ejemplar del otro y cuáles son las ventajas y desventajas para criarlos en Río Negro.



La ganadería del este rionegrino, donde se concentra poco más del 80% de la producción bovina que motoriza la provincia, cuenta con dos razas de animales bien definidas y dominantes como lo son Angus y Hereford. Sus criadores se disputan el territorio buscando prevalecer, como lo hacen los fierreros con las marcas Ford o Chevrolet. De uno y otro lado defienden las razas desde aspectos técnicos, comerciales, sanitarios, pero también desde la pasión, como los seguidores de las dos marcas automotrices. La selección del tipo de reproductor depende exclusivamente de los gustos de los ganaderos.

Los profesionales regionales consultados, señalaron que “científicamente” no existen demasiadas diferencias en el producto final en la calidad de las carnes y mucho menos diferencias en el sabor al momento del consumo. No es posible ni para los expertos distinguir en el mostrador una raza respecto de la otra una vez que el animal fue faenado.

Entre las más de 750 mil cabezas existentes en la provincia, predomina el vacuno de la línea Hereford (marrón y blanco) y Río Negro se destaca como la mayor productora de esta raza dentro del territorio nacional.

Mientras tanto, a lo largo y ancho del país el animal predominante es el reproductor Angus (negro).

Del stock actual dentro de la provincia no existen estadísticas oficiales que señalen qué raza predomina, aunque todo indica que el “Pampa” (Hereford) cuenta con mayor aceptación.

“Vamos conociendo las preferencias de cada productor. Estimamos que el 70% de hacienda que existe en Río Negro es Hereford o predominantemente de esa raza y el restante porcentaje es de Angus.

Dentro de Río Negro, el departamento Pichi Mahuida, con mucha influencia de la Pampa Húmeda, tiene una población dominante que llega a poco más del 90% de bovinos Angus.

En los departamentos Conesa, Avellaneda, San Antonio, General Roca, en la Región Sur como en la Andina, el predominante que llaga al 90% es el Hereford

En el departamento Adolfo Alsina la población de bovinos es más variada y ahí ambas castas tienen la misma porción de ocupación de los campos.

Las únicas diferencias

Las dos son razas británicas, que llegaron al país desde Escocia.

El Hereford es un animal más dócil, destacándose por su mansedumbre y porque se adapta a estos tipos de campos de monte.

Presenta un detalle importante, que es la enfermedad infecciosa en sus ojos llamada “Queratoconjuntivitis” que afecta a la raza en los párpados despigmentados por la incidencia del sol, cuando están bajo condiciones de pastoreo.

Aunque no es una enfermedad letal, provoca que los animales dejen de comer durante un período, originando baja en la producción láctea o pérdida de peso.

Hereford se adapta muy bien a nuestra región.

Mientras que los Angus, que conservan originalmente un tamaño moderado ideal para estos campos, son algo más nerviosos e impulsivos, sin enfermedad en los ojos.

Varios de los profesionales consultados, destacaron que el reproductor “negro” cuenta con una aptitud materna, donde la hembra cuida muy bien a su ternero, con una buena producción de leche que permite que su descendencia cuente con buen peso.

Se destaca que un descendiente entre la cruza entre ambas razas, de donde sale un animal “careta” (pueden tener la cara blanca), cuenta con una mayor y mejor genética, donde el ternero a la hora del crecimiento, gana mayor cantidad de kilos en menor cantidad de tiempo, superando a las dos razas puras individualmente. La demostración queda evidenciada dentro de los corrales de engorde o los feedlot, al momento de los resultados finales. De todos modos, a la hora de la venta de animales, las razas puras cotizan mejor.

Después de la sequía

Luego de la década de la gran sequía que sufrió el noreste provincial, que generó una significativa mortandad de animales, se produjo una “selección natural” donde los “sobrevivientes” son los que la zona terminó adaptando ante la falta de pasturas y agua.

Incluso con el cierre de la barrera sanitaria, las distintas cabañas patagónicas, comenzaron a producir y mejorar anualmente las genéticas adaptadas e ideales exclusivamente para estos tipos de suelos y alimentos, que van mejorando los rodeos.

Además, van mejorando y modificando las pigmentaciones en los ojos de los Hereford, donde ya se comienzan a ver bovinos con un tipo de “anteojeras” con el pelo natural del animal que los protege del sol y que va disminuyendo la enfermedad de los reproductores.

César Gutiérrez, de Conesa, dijo que “en principio no existen diferencias entre las dos razas, yo en mi campo tengo de las dos. Tenemos en toda esta zona campos relativamente nuevos en la producción de la ganadería, porque hace mas de 50 años todo era producción de ovejas.

Tabaré Bassi explicó que “tenemos que destacar el buen trabajo que están realizando unas 25 cabañas que funcionan en la provincia de Río Negro. Antes de la barrera nos proveíamos de genética del norte del río Colorado, que eran adaptados en otra zonas muy diferente a las nuestras”.

Las exposiciones rurales facilitan a los ganaderos el acceso a mejor genética y consecuentemente a tener mejores ejemplares en los campos.

.


Los corrales de engorde


En las grandes extensiones de campos, en su mayoría de secano, año a año los corrales de engorde fueron creciendo como método seguro para la terminación de los animales, antes de la venta.

O para darle paliativos en años cuando las lluvias no son las adecuadas, cuando la situación llega a provocar trastornos para los productores que llegaron a costarle caro con la mortandad del ganado, como lo ocurrido entre 2005 y 2010.

En esos años la provincia de Río Negro sufrió una prolongada sequía, donde se perdió gran parte del stock.

Incluso existe el proyecto que está en camino para el desarrollo del riego en la zona de Negro Muerto, ubicada entre Choele Choel y General Conesa, que permitirá incorporar unas 60.000 hectáreas a la producción de granos y forrajes que beneficiará directamente al sector y que podría generar unos 5.000 puestos de empleo directos e indirectos y generaría 1.000.000 de toneladas de alimentos.

Entre las localidades de Choele Choel, Río Colorado, Conesa y Viedma se registra la mayor parte del stock provincial que ronda las 750.000 cabezas de ganado.

.


¿Hay favoritos a la hora de poner el precio a la hacienda?


A la hora de la comercialización, los valores de las haciendas en el mercado de las razas Aberdeen Angus como Polled Hereford no existen diferencias. Ambas se comercializan al mismo valor, desde que salen de los campos, de los corrales de engorde a los frigoríficos, hasta llegar al mostrador de las carnicerías.

Algunos entendidos sostienen que el animal “careta” por sus características genéticas superiores, debería tener un precio diferenciado, aunque a la hora de subir a los camiones, todos son iguales.

Algunas disparidades se pueden dar en los distintos ring de ventas de los reproductores especiales que llegan a las exposiciones rurales, donde la preferencia por las castas se da según cada zona.

Hace unos meses, en la muestra de Choele Choel, el gran campeón puro de peligre Hereford fue vendido en 200.000 pesos (50.000 pesos más que el año anterior).

Mientras que en la raza Angus, el Gran campeón macho se vendió en 170.000 pesos (20.000 más que el año pasado).

El promedio de ambas razas fue del orden de los 100.000 pesos por animal.

A su vez, entre las hembras el promedio fue de los 60.000 pesos por reproductor.

Actualmente un productor rural está liquidando a un ternero de cualquiera de las razas, de hasta 200 kilogramos, a un promedio que va de los 90 a 98 pesos el kilo, siguiendo lo establecido por el mercado de Liniers.

Dato

200.000
Fue el valor, en pesos, por el que se vendió el Gran Campeón Hereford en la última Exposición de Choele Choel.

Comentarios


Angus VS Hereford, las dos razas que dominan el campo: una pasión que divide