Casi 100 muertos en un feroz doble atentado

Fueron contra dos ministerios en pleno centro de Bagdad. Es el mayor ataque desde el traspaso de la seguridad.



BAGDAD.- Al menos 95 personas murieron y más de 550 resultaron heridas ayer en un doble atentado contra dos ministerios en Bagdad, en un nuevo desafío de la insurgencia a un Gobierno que se jacta de poder garantizar la seguridad en la capital iraquí.

Es la jornada más sangrienta en Bagdad desde el 1 de febrero de 2008, cuando 98 personas perdieron la vida en un atentado en un mercado.

Las autoridades iraquíes acusaron inmediatamente a los baasistas, miembros del partido Baas, que estaba en el poder durante el régimen del ex dictador Saddam Hussein, y a grupos de extremistas de haber perpetrado los ataques contra los ministerios de Relaciones Exteriores y de Finanzas.

"La alianza de los baasistas y extremistas islámicos son responsables de estas operaciones terroristas que intentan minar la situación de seguridad y política", afirmó Qassam Atta, portavoz del comando militar de Bagdad.

El primer ministro iraquí, Nuri al Maliki, llamó por su parte a revisar "los planes y medidas de seguridad para afrontar los desafíos terroristas".

"En los dos ataques, 95 personas murieron y 563 fueron heridas", afirmó un funcionario del ministerio del Interior.

El atentado más sangriento fue cometido en el centro de Bagdad, donde un camión bomba hizo explosión frente al ministerio de Relaciones Exteriores, a unos metros de la entrada de la "zona verde", el sector ultraprotegido donde se encuentran la embajada de Estados Unidos y la sede del gobierno iraquí. Unas 50 personas murieron y más de 130 resultaron heridas, según los últimos balances de los ministerios de Interior y de Defensa.

Un periodista de la AFP vio varios cuerpos desfigurados en el interior de coches que pasaban por delante del ministerio cuando se produjo la explosión, que provocó un cráter de tres metros de profundidad y diez de ancho.

"Yo estaba en casa con mi familia. El techo se desplomó", contó Hamid, de 46 años, que vive en un edificio situado cerca del lugar del drama.

"El gobierno nos dice que la seguridad volvió, pero ¿dónde está? ¡El atentado se produjo delante del ministerio de Relaciones Exteriores, en el corazón de Bagdad!", exclamó este hombre.

"¿Dónde están los equipos de socorro?", gritaban los vecinos desde las ventanas de los edificios, inundados por el agua de las cisternas de los tejados perforadas por escombros.

La policía asegura haber localizado y desactivado otro camión con una tonelada de explosivos estacionado en el mismo barrio minutos antes de que estallara.

El segundo ataque, un atentado suicida con camión bomba, tuvo como blanco el ministerio de Finanzas. "Un kamikaze hizo estallar su camión frigorífico con 1,5 toneladas de explosivos cerca del ministerio. Este ataque criminal muestra que los terroristas apuntan a las infraestructuras del país y los civiles", señala un comunicado del ministerio de Finanzas.

El camión se encontraba en el puente de una vía rápida que une el norte y el sur de la capital. Un tramo de 30 metros del puente se derrumbó y los vehículos cayeron al vacío, informó un policía en el lugar. (AFP)


Comentarios


Casi 100 muertos en un feroz doble atentado