Cesárea a una niña en Tucumán: "La obligaron a seguir gestando", dijo una ginecóloga

"La obligaron a seguir gestando", dijo la profesional. Apuntó a que la decisión del gobierno de negar la interrupción voluntaria del embarazo se tomó por "una cuestión electoral".



Cecilia Ousset, la ginecóloga que participó como instrumentista en la cesárea que se le realizó a una niña de 11 años cuyo embarazo fue producto del abuso sexual de la pareja de su abuela, dijo hoy que a la menor de edad "la obligaron a seguir gestando" y que el gobierno de Tucumán "por una cuestión electoral impidió que se realizara la interrupción legal del embarazo".

“Una nena de esa edad tiene peligro de muerte porque no tiene el cuerpo desarrollado para continuar el embarazo”, afirmó Ousset en diálogo con Radio Nacional Tucumán, tras conocerse que el Sistema de Salud Provincial (Siprosa) ordenó anoche la práctica dando cumplimiento a un fallo judicial.

La ginecóloga que atiende de forma particular en Tucumán, se había manifestado a favor de la despenalización del aborto durante el debate del año pasado en el Congreso Nacional, a través de una carta que publicó en Facebook en la que contaba su experiencia en la atención de menores de edad embarazadas, que se viralizó.

La médica contó que fue convocada ayer por el secretario ejecutivo médico del Siprosa, Gustavo Vigliocco, y que en el quirófano estuvieron el doctor José Gigena, quién realizó la operación, ella como instrumentista, y una anestesista de la Maternidad.

Además, aseguró que "todos (los restantes) integrantes de quirófano del hospital se declararon objetores de conciencia”.

“Ayer salvamos la vida de la nena de 11 años, que está en buen estado general”, dijo Ousset, quién explicó que el recién nacido "pesó 500 gramos".
"Cuando llegamos al quirófano la niña pidió escuchar música cristiana mientras jugaba con muñequitas, la vi y se me aflojaron las piernas, era como ver a mi hija menor, la chiquita no entendía todo lo que iba a pasar”, añadió Ousset. 

La profesional denunció que “la nena estuvo 7 semanas a cargo del sistema público de salud y creo que el gobernador Juan Manzur, por una cuestión electoral, impidió que se realizara la interrupción legal del embarazo y obligó a la nena a dar a luz; eso es tortura”.

La Legislatura local aprobó en agosto del año pasado una resolución por la cual Tucumán fue declarada como "Provincia provida".

El último 5 de febrero, la madre de la menor de edad denunció en la Unidad Regional Este de Tucumán que su hija fue abusada sexualmente por la pareja de su abuela materna y solicitó la ILE, pedido que reiteró durante la atención médica, según fuentes consultadas por Télam.


Comentarios


Cesárea a una niña en Tucumán: "La obligaron a seguir gestando", dijo una ginecóloga