Logo Rio Negro

“Chaqueño” Palavecino clausuró la sexta noche de Cosquín

El canto ratificó su popularidad ante una plaza cubierta de gente. Antes de las cinco de la mañana subió al escenario con “Vidala para mi sombra”.





El cantor Oscar “Chaqueño” Palavecino clausuró la sexta noche de la 53ra. edición del Festival Nacional de Folclore de Cosquín con una extensa y estridente presentación que fue acompañada por el público, que pobló la Plaza Próspero Molina.

Tras casi dos décadas de presentaciones contínuas en Cosquín, con una sola excepción (1994), Palavecino ratificó su popularidad con una plaza cubierta en el 90% de su capacidad, pero a distancia de aquellas explosivas e interminables actuaciones que hacía en Cosquín en los años 90.

Apenas antes de las 5 de la madrugada, el cantor salteño irrumpió en el escenario de la Plaza Próspero Molina para la interpretación de “Vidala para mi sombra”, de Julio Santos Espinosa, uno de sus éxitos.

Siempre propenso a incluir una sorpresa sobre el escenario, musical o coreográfica, Palavecino innovó esta vez con la incorporación de algunos instrumentos de cuerdas ajenos a la tradición del folclore como el violoncello y la viola.

“Soy un hombre con inclinación por los instrumentos de cuerdas. De hecho, con nuestros músicos fuimos un poco responsables de la incorporación del violín en el folclore salteño. Estaba presente en Santiago del Estero, pero no en todo el norte. Ahora hay violines por todos lados”, expresó.

“Llevamos 20 años asistiendo a Cosquín -agregó- y por suerte siempre la carrera ha ido en ascenso. Esperamos seguir por este camino”.

Palavecino, finalmente, se refirió a la compleja dinámica del Festival de Cosquín y afirmó que su preferencia fue cantar en el último lugar de la grilla de la sexta noche “para así poder hacer mi trabajo más tranquilo”.

“Yo ya viví la experiencia de la televisión y la radio; no me importa estar o no en ese espacio. Eso se lo dejo para los músicos jóvenes”, expresó.

Fuente Télam


Comentarios


Seguí Leyendo

Logo Rio Negro
“Chaqueño” Palavecino clausuró la sexta noche de Cosquín