El Concejo Municipal se prepara para la apertura de sesiones

El intendente Gustavo Gennuso tendrá la oportunidad de explicar su lineamiento de trabajo para el 2017. También habrá un reconocimiento a los convencionales de 1986 y 2007.



#

En su primer discurso, Gennuso cargó contra la pesada herencia de su antecesora.(Foto: Archivo )

El Concejo Municipal se prepara para la apertura de sesiones

El año legislativo quedará formalmente inaugurado con el discurso del intendente Gustavo Gennuso en la sala de sesiones del Concejo Municipal. El acto anunciado para el jueves además prevé la presentación de las reformas implementadas en la sala de sesiones, y un homenaje a los convencionales que elaboraron la Carta Orgánica en 1986 y su reforma del 2007.

La obra que se realizó durante el receso, con un presupuesto de poco más de un millón de pesos, implicó la instalación de un sistema de sonido, iluminación y renovación de los pisos.

El acto comenzará a las 9 y, según el cronograma previsto por el área de protocolo, tendrá al discurso del intendente como escena central. Durante su alocución Gennuso presentará un balance de lo realizado durante su primer año al frente del municipio, además de una proyección de los trabajos a realizar durante este período.

Luego de un cuarto intermedio los concejales volverán al recinto para el tratamiento de “preferencia” de un proyecto de ordenanza que establece parámetros legales para el llamado a licitación pública de la explotación comercial publicitaria callejera.

También se espera una resolución del Deliberante respecto al plan de estructuración urbana del Parque Productivo, Tecnológico e Industrial que ya fue trabajo en Comisiones durante la última semana.

Entre los proyectos ingresados para la toma de estado parlamentario se mencionan una serie de declaraciones de interés cultural, una comunicación al Ministerio de Turismo de la Nación para dar el “beneplácito” por un video promocional, y la reglamentación de un régimen de fomento al cooperativismo en la ciudad.

Además se espera que durante el 2017 el Concejo de inicio a una agenda común con sus pares de Dina Huapi para trabajar “problemáticas en común y temas que surgieron con la polémica del galpón del grupo Semisa, como el uso del vertedero, el traslado de efluentes, el cementerio”, adelantó el presidente del Deliberante, Diego Benítez.


Termina el receso y el Concejo Deliberante retoma la actividad con el anticipo del inicio de sesiones para el próximo jueves 9, en una sala renovada donde se homenajeará a los convencionales de 1986 y de 2006 que delinearon la Carta Orgánica Municipal.

Con el inicio del año legislativo, los concejales preparan la agenda política de la ciudad que tendrá en el primer semestre el foco puesto en la definición del tercer defensor del Pueblo que se designe y entre los temas pendientes deberá resolver la denuncia presentada en noviembre por el intendente Gustavo Gennuso contra la abogada y miembro del Tribunal de Contralor, Julieta Wallace a quien acusó de infringir la ordenanza de ética pública por representar legalmente a la Asociación de Recicladores Bariloche.

“Los primeros días vamos a generar los lineamientos del año para tratar diversos temas, creo que debemos empezar a revisar las ordenanzas y terminar con la frase que dice que ‘la ordenanza permite tal escape o no está regulado”, dijo Diego Benítez, presidente del Concejo Municipal, quien renovó su mandato tras liderar la lista de Juntos Somos Bariloche.

Benítez definió que los “dos grandes temas” que preocupan y que se deben regular con fiscalización, son la basura y el tránsito. “Son temas que merecen que el Concejo se ocupe”, insistió y recordó que está pendiente de tratamiento el proyecto del oficialismo para implementar las infracciones a partir de registros fotográficos que tendrá modificaciones tras las observaciones de los jueces de Faltas.

En las primeras semanas también se evaluará en comisiones el plan de estructuración urbana y ambiental del Parque Productivo, Tecnológico e Industrial de Bariloche que tomó estado parlamentario en la última sesión del año pasado y quedó con moción de preferencia para su tratamiento.

Otro tema pendiente que generó debates intensos el año pasado, es el proyecto para hacer peatonal la calle Mitre una vez que se habilite la obra de remodelación, una iniciativa del concejal del Pro, Daniel González, sobre la que el oficialismo todavía no definió su postura.

Además el Concejo iniciará una agenda común con sus pares de Dina Huapi para trabajar “problemáticas en común y temas que surgieron con la polémica del galpón del grupo Semisa, como el uso del vertedero, el traslado de efluentes, el cementerio”, detalló Benítez.

Mejoras en la sala

El concejal destacó que “por primera vez en 30 años, el Ejecutivo remitió el 100% del presupuesto que correspondía al Concejo y con esos fondos y el ahorro generado al designar personal de planta permanente, se pudieron hacer las mejoras en la sala”.

La obra que se realizó durante el receso con un presupuesto de poco más de un millón de pesos, implicó la instalación de un sistema de sonido, iluminación y renovación de los pisos.

Resta una segunda etapa que será definir el mobiliario y la disposición que tendrá la sala que podría mutar de la mesa grande donde se ubican los concejales a un sistema de bancas.

Un llamado al diálogo con el gremio Soyem

El vínculo de los concejales del oficialismo con el gremio Soyem quedó fracturado luego de la sesión del 11 de diciembre de 2015 cuando se aprobó la emergencia económica y se generaron incidentes que motivaron una denuncia penal.

Desde entonces no hubo diálogo formal con el gremio que pidió públicamente el retiro de la denuncia penal en la que hay cuatro empleados municipales y dirigentes del gremio procesados y otros imputados por “por atentar y perturbar el orden de una de las sesiones del Concejo Deliberante”.

“Es necesario y fundamental el diálogo, el Soyem tiene que retomar el camino del diálogo”, dijo el presidente del Concejo, Diego Benítez, quien señaló que respeta el camino judicial iniciado y admitió que no hubo en todo el año pasado un acercamiento formal con la conducción sindical.

En cifras

Datos

11
concejales tiene el Deliberante (7 de Juntos Somos Bariloche, 3 del Frente para la Victoria y 1 del Pro).
1 millón
de pesos costó la remodelación en la sala de sesiones. Resta una segunda etapa para definir el mobiliario y la disposición del espacio.

Comentarios


El Concejo Municipal se prepara para la apertura de sesiones