El sello inconfudible de Andrés Remy en esta casa con vista al lago

Nacido en Conesa y criado en Neuquén, este profesional de trayectoria y prestigio internacional comparte en "Río Negro" una de sus últimas obras. Para admirar, como siempre.



Inconfundible: uno mira esta casa y enseguida se encuentra su firma, la de Andrés Remy, el arquitecto neuquino por adopción (nacido en Conesa, Río Negro) consagrado también a nivel mundial.


Es desmesurada. El agua está presente en su identidad. Hormigón visto en su estructura fundante. Grandes visuales para incorporar el exterior al interior. El juego con la luz natural.


Al recorrerla con él en las afueras de Buenos Aires es bueno apuntar sus comentarios.

  • Esta casa de 850 m2 se ubica en un terreno con orientación Oeste, hacia donde están las principales visuales del lago.
  • Su desarrollo se da a partir de aprovechar el Norte del terreno como punto de ingreso de luz natural. Así se creó un vacío que genera distintas situaciones de terrazas, cubiertas verdes y lucarnas. De este modo se maximiza el ingreso de luz natural a los espacios interiores de la casa.
  • El programa se divide en tres niveles, con la parte social en planta baja, el sector privado en el primer piso y el playroom de los chicos en el ultimo nivel.

Al acceder nos recibe el corazón de la casa donde explota esa intención de apertura con una situación de dobles alturas generando balconeos de todas las circulaciones de los diferentes niveles, dilatándose en distintas escalas hacia los diferentes espacios de uso más importantes de la casa.


En el interior, materiales cálidos y nobles como los muebles macizos de petiribí y la pinotea de demolición de 100 años utilizada para los pisos se contraponen a los volúmenes blancos impolutos que reflejan la luz, rebotando de un espacio a otro.


Todos los ambientes protagonistas de la casa se ubican en el contrafrente priorizando las visuales infinitas hacia el lago, dejando los dormitorios de visitas y ambientes secundarios hacia el frente de la casa con mayor intimidad hacia el exterior.


Los ambientes de uso familiar como el estar, la cocina y el playroom en el tercer piso permiten la apertura total de todas sus aberturas para poder generar una integración mucho más directa con los espacios exteriores a través de situaciones intermedias de grandes semicubiertos para protegerlos del fuerte ingreso del Sol directo propio del Oeste.


En el exterior, el diseño del paisajismo buscó especies frondosas que acompañen la pureza del hormigón visto, actuando a se vez de filtros para el ingreso de luz natural.


Este es un proyecto que a partir de resolver el ingreso de luz natural se desarrolló con volúmenes entrecruzados de macizos de hormigón visto, que en el interior son socavados generando balcones de luz. Una joya.

Ficha técnica

Proyecto: Remy Arquitectos www.remyaquitectos.com
Equipo de diseño: Andrés Remy, Juan Etala, Patricio Castagnino, Melisa Gazdik, Joao Ortigao, Gonzalo Miranda
Superficie: 850m²
Ubicación: Buenos Aires
Año: 2018

Colaboración: Diego Andrés Siddi

Producción: Horacio Lara, hlara@rionegro.com.ar

Fotos: Alejandro Peral


Comentarios


El sello inconfudible de Andrés Remy en esta casa con vista al lago