Reciclá y viajá: un programa para educar en el cuidado del medio ambiente

El Municipio de Roca lleva adelante el programa “Reciclá y Viajá”, donde las instituciones educativas de la ciudad pueden ganar varios premios a partir del reciclaje de plástico. La importancia de fomentar estas prácticas desde la infancia.





En los últimos años, el cuidado del medio ambiente pasó de ser un tema importante a ser prácticamente una prioridad. Los informes de distintas organizaciones a nivel mundial advierten de la importancia de tomar medidas urgentes, y los gobiernos debaten qué prácticas deben ser prioritarias en este contexto. Pero hay un detalle fundamental que no debemos olvidar: la conciencia ambiental debe alentarse desde temprana edad, para que todas estas medidas se tornen un hábito y no una acción de último minuto.


En este sentido, el Municipio de Roca lleva adelante un programa denominado “Reciclá y viajá”, en el que conjugan esta concientización con un atractivo premio para que los jóvenes de todas las escuelas de la ciudad se interesen. La ecuación es ideal: al mismo tiempo que aprenden y visibilizan estos problemas, son parte activa de las soluciones y además pueden ganar un premio.

“’Reciclá y viajá’ es un programa educativo ambiental, que tiene como objetivo generar conciencia a través de la comunidad educativa. Está dirigido a las escuelas y establecimientos educativos de los tres niveles (inicial, primario y secundario)”, comenta Cynthia González, Coordinadora de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Municipalidad de General Roca.

Según Cynthia, lo que plantea el programa es “la recolección de Ecobotellas como herramienta para generar conciencia. Esta recolección trae aparejado un sorteo con dos premios, divididos en dos categorías. La primera va de nivel inicial hasta cuarto grado, donde el premio son bicicletas para todo un curso; y desde quinto grado hasta el último año del secundario, el sorteo es por un viaje de estudios para el curso ganador. La idea del proyecto es conjugar la creación de conciencia ambiental con este premio, que resulta atractivo, justamente para promover que las escuelas se sumen”.

Con este esquema, a priori, todos ganan. Entonces, ¿qué tienen que hacer las diferentes escuelas para formar parte del proyecto? “Lo que pedimos para participar del sorteo es que, por escuela, junten una Ecobotella por alumno. Si la escuela tiene una matrícula de 300 alumnos, debe juntar 300 Ecobotellas para entrar al concurso”, comenta la funcionaria. Y allí está otra de las virtudes del proyecto: “Esto implica que la mayoría de los estudiantes probablemente hagan en su casa las Ecobotellas, y de esa manera contagia al resto de los miembros de la familia. O le pide al abuelo, a la tía o al vecino que lo ayuden a armar Ecobotellas para llegar a participar. Y la idea es que eso genere hábitos a la larga, porque nosotros cuando vamos a las escuelas les explicamos que al hacer esas Ecobotellas te das cuenta de la cantidad de residuos plásticos que se generan y que no estamos recuperando. La idea es que se siga generando esto, y nosotros seguiremos yendo a buscar las Ecobotellas a las escuelas”.

El contenedor de Ecobotellas ubicado en la Plaza Belgrano, un proyecto que comenzó hace ya unos años.


Además de que los jóvenes sean parte activa en este contexto ambiental, también hay un aprendizaje. Según afirma González, “la actividad va acompañada de una charla. Nos comunicamos con todas las escuelas que se anotan, y coordinamos para hacer un par de charlas. Ahí les explicamos al alumnado en qué consiste la Ecobotella, hablamos de la problemática general de los residuos, y explicamos puntualmente cómo se realiza la Ecobotella”.

Pero, ¿de qué hablamos cuando hablamos de Ecobotella? “Es un recipiente plástico, en el que se juntan plásticos de un solo uso. Mayormente se colocan envoltorios de fideos, arroz, mayonesas, shampoo; papel film; etiquetas de botellas y demás. También se puede colocar plástico duro, pero debe cortarse para que pase por el pico de la botella. Cosas como bandejas de rotisería o esas cosas, pero trituradas. Lo importante es que todo se va compactando, no es que ponés un par de cosas y la Ecobotella ya está”.

Luego, el proceso continúa con el acompañamiento de una empresa local. “La Ecobotella se la estamos entregando a LP, y ellos hacen listones de madera plástica. Es un material similar a los que tienen los juegos inaugurados en el Canalito, o los bancos. Son listones que parecen madera pero es plástico. LP los recibe, crea esto y eso se va transformando en mobiliario urbano que irá a los distintos barrios. Seguramente serán cestos o bancos, por ejemplo”, comenta Cynthia.

La coordinadora comentó que este proyecto puntual empezó hace un mes y medio, pero en este lapso “ya tenemos 45 instituciones educativas inscriptas, que es casi la mitad de los establecimientos de Roca. Seguimos invitando a que se anoten, porque no hay límite de inscripción. El único límite es que para el 5 de agosto junten la cantidad de Ecobotellas que se le solicitan”. Y al mismo tiempo, rememora que “Ecobotellas juntamos hace ya casi 4 años, desde que pusimos el botellómetro en la Plaza Belgrano y en Paso Córdoba. El objetivo original era juntar Ecobotellas, era un trabajo que hacíamos con Club de Leones. De ahí empezamos a promoverlo, y eso termina yendo siempre a LP. En esos botellómetros también se junta plástico común. Lo interesante, en definitiva, es que todo eso tenga por finalidad el reciclado”.


Si bien las Ecobotellas se han transformado en uno de los ejes de la concientización ambiental en la ciudad, no es la única iniciativa que alguna vez se hizo. “Años anteriores, con las escuelas juntábamos plástico en general, y luego se hacía canje con una empresa de Plottier que nos daba bancos o cestos para las escuelas que llegaban a juntar 25 bolsones de plástico. Era distinto, pero la idea siempre fue trabajar con las escuelas”, explicó González.

Así, las escuelas tendrán una oportunidad ideal para formar parte de esta movida ambiental y, además, llevarse algún premio. Ahora sí: es momento de reciclar.


¿Cómo inscribirse?



1) Leer las Bases y Condiciones del Programa “Reciclá y Viajá”, en la web generalroca.gov.ar.

2) Descargar el Formulario.

3) El/la Director/a del establecimiento debe completar y firmar el Formulario.

4) Presentar el Formulario en el Municipio -Mitre 710- o por mail a medioambiente@generalroca.gob.ar (allí también se pueden hacer consultas).


Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Reciclá y viajá: un programa para educar en el cuidado del medio ambiente