Chau Vaca Muerta: en seis meses cuatro empresas extranjeras se retiraron del shale

La gigante norteamericana ConocoPhillips se fue totalmente de la formación, al igual que la canadiense Centaurus. La noruega Equinor y la alemana Wintershall DEA optaron por dejar de ser operadoras, pero mantienen participaciones.




En los últimos seis meses el mapa de las empresas petroleras en Vaca Muerta tuvo no solo una serie de importantes cambios, sino que ya son cuatro las compañías extranjeras que por diversas razones optaron por decir chau a Vaca Muerta, ya sea en forma íntegra o bien dejando de ser operadoras de campos.

La primera firma en decidir alejarse del shale del fin del mundo fue ConocoPhillips. La gigante de los no convencionales de Estados Unidos, considerada la tercera petrolera de mayor peso de ese país, ingresó a Vaca Muerta con mal timing.

A fines del 2019 se asoció con la alemana Wintershall DEA en los bloques Bandurria Norte y Aguada Federal, pero ya para mediados del 2020, y con el brutal impacto de la pandemia de por medio, la firma dio a conocer su intención de desprenderse de esas participaciones.

La salida de la firma, potenciada por la compra de una de las más grandes empresas de servicios especiales de Estados Unidos, se dio en septiembre del año pasado cuando le vendió su participación del 50% en los bloques de Vaca Muerta a la compañía Vista.

Otra firma que hizo las valijas y se fue del país fue Centaurus, la exMadalena. La compañía había logrado tener una carpeta diversa, con bloques en la Cuenca Neuquina y la Cuenca del Noroeste, y activos emplazados en Vaca Muerta.

La norteamericana ConocoPhillips se fue del país y Equinor devolvió las dos áreas en donde era la operadora.

Pero la salida de la firma se fue dando de a poco. En primer lugar se desprendió de sus activos en el shale, en los que era socia de otras empresas como PAE. Luego vendió sus activos convencionales y finalmente resolvió en un acuerdo con Neuquén la salida del último bloque que le quedaba con potencial en Vaca Muerta, Curamhuele.

El CEO de la firma, David Tawil, ya había anticipado en 2020 que el nivel de inversiones que requiere Vaca Muerta y el contexto financiero de Argentina no permitían que empresas pequeñas como Centaurus pudieran desarrollarse, y efectivamente, la firma dejó el país entre fines del 2021 y los primeros días de este año cuando firmó el acuerdo de pago por Curamhuele.

En un escalón diferente se encuentran otras dos grandes compañías internacionales, como son la noruega Equinor y la alemana Wintershall DEA.

Estas dos empresas optaron en los últimos meses por dejar de ser operadoras on shore en Argentina y también en buena parte del mundo y focalizaron gran parte de sus activos a nivel global en desarrollos de gas y no de petróleo, como parte de un plan de mitigación del cambio climático y la descarbonización.

Equinor fue la primera firma en cambiar su status en Vaca Muerta. En octubre del año pasado la compañía devolvió las dos áreas que había recibido de parte de Neuquén, Bajo del Toro Este y Águila Mora Noroeste, apelando a una cláusula que así lo permitía.

Esos bloques se encontraban en una fase piloto o de exploración junto a la estatal Gas y Petróleo del Neuquén (GyP) y eran los únicos activos en el país en los que Equinor había apostado apenas tres años atrás a ser operador en tierra.

La decisión de la firma no afectó las demás áreas en las que son socias no operadoras, como es el caso de Bajo del Toro Norte en donde junto a YPF resolvieron el paso a la fase de desarrollo masivo. La firma también continúa como socia en Bajo del Toro Sur y en una de las áreas más productivas del shale argentino como es Bandurria Sur, además de los proyectos que busca concretar en el offshore.

Esta semana, otra firma extranjera también movió fichas en Vaca Muerta y se despendió de sus principales activos. Es el caso de la alemana Wintershall DEA, que anunció la venta del 50% que tenía de los bloques Bandurria Norte y Aguada Federal, marcando así que deja de operar en Argentina y solo seguirá como socia en dos áreas de Vaca Muerta y en el offshore.

La decisión de la compañía más grande de Alemania fue explicada por el director general en Argentina, Manfred Böckmann en el cumplimiento de las metas de descarbonización de la firma, ya que los dos activos que le vendieron a Vista son bloques productores de petróleo y en los que siguen adelante como socios son áreas productoras de gas natural.

Si bien este cambio representó un punto de esperanza para el gobierno neuquino que aguarda que el ingreso de la firma de Miguel Galuccio acelere el desarrollo de estos bloques, la salida de Wintershall DEA marca un duro revés para lo que había sido posiblemente el más grande anuncio de asociación internacional de la provincia de Neuquén.

A fines de 2013 el gobierno neuquino comandado entonces por Jorge Sapag y con Guillermo Coco como ministro de Energía no escatimó en bombos y platillos para anunciar el inicio de actividades de Aguada del Chañar, un bloque que poco después se dividiría y formaría Aguada Federal en donde la asociación con Winterhsall fue lanzada desde la sede central de la empresa en Alemania.

El gobierno neuquino aseguró que el nuevo bloque le haría sombra a Loma Campana, el primer gran desarrollo que encaraba la YPF recientemente reestatizada.

Pero el correr de los años marcó otra historia. GyP terminó vendiendo su participación en el bloque, embolsando una buena suma y haciendo que la petrolera alemana terminara invirtiendo en esta área y Bandurria Federal varios millones de dólares más que los que terminó pactando en la venta de 140 millones de dólares que selló esta semana con Vista.

El balance puertas adentro de Vaca Muerta no es demasiado alentador, y si bien hay expectativas de que bloques como los vendidos por Wintershall DEA ahora puedan acelerar su desarrollo, la salida de empresas internacionales, más allá de los planes de descarbonización, parece ser todo lo opuesto a un voto de confianza en Vaca Muerta y en Argentina.


Comentarios


Logo Rio Negro
Chau Vaca Muerta: en seis meses cuatro empresas extranjeras se retiraron del shale