Frustrado comienzo de juicio por abuso en Viedma

Primero fue la renuncia de los abogados defensores y luego una supuesta indisposición del detenido lo que frenó la apertura del nuevo juicio a Rodrigo Cayunao. Se realizará mañana.



#

Rodrigo Gonzalo Cayunao en ocasión del anterior juicio, realizado en marzo del 2011

Archivo

VIEDMA (AV).- Por la renuncia de sus abogados y una indisposición manifestada por el imputado, no fue posible ayer que se iniciara un juicio por abuso sexual. Rodrigo Gonzalo Cayunao fue revisado dos veces por médicos del Cuerpo Médico Forense y del hospital Zatti, quienes coincidieron en señalar que no se detectaban signos que afectaran su salud. A pesar de ello el joven, de 26 años, advirtió deseos de vomitar en la sala de juicio lo que generó su traslado a los sanitarios de Tribunales para luego ser llevado nuevamente ante el Tribunal integrado por Guillermo Bustamante, María Luján Ignaci y Gustavo Azpeitía. Allí otra vez se rehusó a comenzar la audiencia tirándose al piso en una aparente simulación de desmayo, tornando dificultosa la tarea de los cinco policías que lo custodiaban y que debieron levantar del piso a un hombre alto y de gruesa contextura. El Tribunal dispuso que Cayunao fuera trasladado hasta la enfermería del Penal Nº 1 convocando para mañana a partir de las 10 a la audiencia, y otorgándole 48 horas para que designe un nuevo abogado en el marco del derecho de defensa que le asiste. De lo contrario Cayunao deberá ser representado por un defensor oficial. En el mismo inicio del juicio de ayer se conoció que los abogados del imputado, Edgardo Corvalán y Julio Biglieri, renunciaron a la representación, lo que retrasó el comienzo hasta que fue designada la defensora oficial Marta Ghianni. Pero la indisposición manifestada por Cayunao generó finalmente que cerca de las 15 la audiencia pasara para el jueves. El Tribunal también dispuso que fueran solventados los gastos que generen la permanencia en Viedma de la víctima que nunca dejó de presentarse a pesar de vivir en otra provincia. Esta es la segunda vez en el año que debe ser suspendido el comienzo del juicio. Condena contra Cayunao En marzo del 2011 el imputado llegó a juicio por dos hechos de abuso sexual. Fue condenado a cuatro años de prisión en uno de ellos, acusado por tentativa de “abuso sexual con penetración”, y fue absuelto por el más grave, caratulado como “delito sexual agravado”. Contra esta absolución la Fiscal de Cámara presentó un recurso de casación ante el Superior Tribunal de Justicia, que le hizo lugar, ordenando un nuevo juicio por este hecho, que es el que debería haberse puesto en marcha en la jornada de ayer. En este juicio se le imputa a Cayunao que en la madrugada del 21 de marzo de 2010 atacó en la vía pública a una joven que intentaba tomar un taxi, la amenazó con apuñalarla, la condujo hasta un lugar oscuro y la obligó a practicarle sexo oral. La sentencia absolutoria dictada en oportunidad del juicio anterior centró la duda en que la joven víctima había descripto a su atacante como delgado, cuando en el juicio los jueces observaron al detenido como robusto, entre otros conceptos también refutados por la fiscal en el recurso elevado y al que hizo lugar el STJ. Rodrigo Cayunao es oriundo de Bariloche y durante algunos años residió en esta capital, donde desarrolló actividades deportivas y estudios en el Centro Regional de la Universidad del Comahue.


Comentarios


Frustrado comienzo de juicio por abuso en Viedma