Gennuso prepara el pase a planta de 400 contratados

El intendente de Bariloche lo acordó con el gremio Soyem. Comprometió que la regularización se realizará antes de julio. El sindicato dice que no implica una mayor erogación para el municipio.

El sindicato Soyem llegó a un acuerdo con el Ejecutivo municipal de Bariloche para formalizar el pase a planta de unos 400 trabajadores contratados, que en algunos casos acumulan seis años en esa condición y cumplen de sobra con las exigencias planteadas en el Estatuto.

Desde el gremio señalaron que no representará un mayor costo para las arcas municipales y que la decisión apunta simplemente a cubrir los espacios que quedaron vacantes por jubilaciones, renuncias o fallecimientos en los últimos seis años.

El compromiso que asumió el intendente Gustavo Gennuso es cumplir con la regularización de los trabajadores no más allá del mes de julio. El instrumento obligado es una ordenanza, que hasta ahora no fue enviada al Concejo, pero que en principio no tendría problemas para obtener el apoyo de todos los bloques.

El secretario general del Soyem, Ernesto Losert, dijo que el último pase a planta se concretó en 2015, poco antes del final del mandato de la exintendenta María Eugenia Martini. Después de eso hubo un pase especial de contratados por horas cátedra, que en algunos casos llevaban más de 10 años en espera.

Losert refirió que para los trabajadores beneficiados con el pase el único cambio será el de lograr la estabilidad, ya que no recibirán mayores haberes. Dijo también que en la actualidad se desempeñan ya “con todos los derechos y deberes previstos en el Estatuto”.

Reconoció que “el primer mecanismo” para acceder al plantel de trabajadores del municipio es el concurso, pero ese trámite se cumple en muy contados casos. La forma de ingreso más usual es mediante un contrato por categoría, cuando un área específica necesita personal. Y en esos casos, según Losert, el área de Recursos Humanos acude al listado de personas desocupadas inscriptas en la oficina de Empleo del municipio, “y se elige por perfil”. Cuando cumplen un año como contratados alcanzan el derecho adquirido del pase a planta.

El dirigente del Soyem señaló que los contratados con aptitud para ingresar hoy a la planta serían alrededor de 400 y que todos pueden ejercer ese derecho de modo automático, “salvo que no acumulen un año de antigüedad, que tengan algún sumario o que voluntariamente desistan”.

El número no coincide con los vertidos en la ordenanza de presupuesto vigente, según la cual el municipio tiene 609 empleados bajo contrato y 1.272 de planta.

Según Losert, los pases a planta son periódicos e inevitables. El gobierno de turno puede elegir el momento, hasta cierto punto, pero “no se puede negar” -dijo- porque el Estatuto prevé que con dos contratos semestrales consecutivos el trabajador ya tiene derecho de ser integrado a la planta permanente. De modo que si el gobierno se negara, podrìan lograrlo mediante reclamo judicial.

El Soyem también está a la espera de reabrir el mes próximo la paritaria salarial, luego de haber logrado en abril un aumento por suma fija de 10 mil pesos, que pasarán al básico en el segundo semestre y que “traducido a porcentaje significará entre un 30 y 35%, según la categoría”, precisó Losert.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


Gennuso prepara el pase a planta de 400 contratados