Imputan a un policía en Bariloche por violencia de género

La víctima es su esposa, también policía, a quien agredió y golpeó frente a su hija pequeña. Fue excluido del hogar y rige una prohibición de acercamiento.



Ayer se realizó en Bariloche una nueva marcha con la consigna Ni una Menos contra la violencia machista. (Alfredo leiva)

Ayer se realizó en Bariloche una nueva marcha con la consigna Ni una Menos contra la violencia machista. (Alfredo leiva)

Un agente de la Policía de Río Negro fue imputado por el delito de lesiones leves agravadas por el vínculo en contexto de violencia de género cometidas contra su esposa.

La formulación de cargos fue aceptada por la jueza Romina Martini tras escuchar el relato de los hechos ofrecido por la fiscal adjunta Mariana Lascano.

Según informó el Ministerio Público, el hecho ocurrió de la madrugada del domingo alrededor de las 5:15 horas en el interior de un domicilio céntrico, cuando el imputado comenzó a agredir verbalmente a su esposa también Policía, con quien convivía. Luego la golpeó en el rostro, ante la presencia de la hija pequeña que tienen en común. 

Otra hija de la víctima que estaba en su habitación durmiendo, se despertó por los ruidos y acudió en auxilio de su madre. Aún así el imputado siguió agrediendo a la mujer, quien sufrió diversas lesiones de carácter leves que fueron acreditadas por la médica policial.

Todo ello constituye el delito de lesiones leves agravadas por el vínculo, en un contexto de violencia de género de acuerdo a lo dispuesto por el artículo 89, 80 inciso 1 y 11 y 45 del  Código Penal.

El imputado fue asistido por la defensora adjunta subrogante Paola del Río y no brindó declaración al momento de ser consultado por la jueza.

“Entiendo que el hecho relatado por la fiscalía reúne los requisitos necesarios para la formulación de cargos. Surge una prueba de alcoholemia entre el material que sustenta la acusación, solicitado por la defensa por lo que se va a trabajar en una teoría distinta”, expresó la magistrada.

Consideró además que cuatro meses son necesarios para realizar pericias medicas y psicológicas. El imputado y la víctima ya no comparten domicilio, según informó la defensora.

La jueza Martini dio por formulados los cargos, aprobando el plazo de cuatro meses de investigación. Impuso ademas una prohibición de acercamiento a la mujer por cualquier medio y el imputado fue además excluido de su hogar; ambas medidas cautelares solicitadas por la fiscalía. 


Comentarios


Imputan a un policía en Bariloche por violencia de género