"La culpa la tiene Gerez", ironía que abrió el debate sobre medios y justicia

Fue durante la presentación del libro “Apuntes sobre el modelo Penal Adversarial pionero en la Argentina del siglo XXI”. Se discutió sobre el rol de la justicia ante los medios de comunicación. El video que se comparte en los whatsapp del Poder Judicial.

El debate se dio durante la presentación de un libro en la Legislatura de Neuquén. (Gentileza)

El debate se dio durante la presentación de un libro en la Legislatura de Neuquén. (Gentileza)

Si un discurso en un foro de magistrados, magistradas, fiscales, defensores, abogados y abogadas se malinterpreta y abre un debate, en el relajado ambiente de la presentación de un libro, cuánto más polémica puede esperarse de la lectura de una sentencia o de un Código Procesal Penal.

Eso sucedió el viernes pasado a la tarde, en el hall de la Legislatura, durante la presentación de “Apuntes sobre el modelo Penal Adversarial pionero en la Argentina del siglo XXI”, realizada por el Instituto de Derecho Penal y Procesal Penal del Colegio de Abogados y Procuradores del Neuquén. El discurso de una jueza armó tal revuelo que terminaron debatiendo jueces, exjueces, fiscales y hasta el presidente del Tribunal Superior de Justicia.

La relación del Poder Judicial con los medios de comunicación se convirtió en el eje del debate.


"Sentencias persuasivas contra la desinformación"


Carolina González, la ironía que se malinterpretó.

Una de las autoras del libro y expositoras en el panel fue la jueza de Garantías Carolina González, de Zapala. En un tramo de su discurso, dijo que "tenemos que hacer un esfuerzo para que nuestras sentencias sean persuasivas, hablarle al  ciudadano, y tratar de que empatice con lo que estamos decidiendo y con nuestros valores".

"Desde el garantismo tenemos que dejar de ser una élite y acercar nuestros conocimientos teóricos, dogmáticos, y persuadir, convencer de que los usamos porque esta es la sociedad en la que elegimos vivir".

González, que integra el grupo de las juezas penales más brillantes de la provincia, agregó: "La sentencia persuasiva desarma al ciudadano desinformado"; "Lo contrario a 'dios está de nuestra parte' es ahora 'la opinión pública está de nuestro lado'. "Los jueces nos empecinamos en no dar a conocer nuestras decisiones, en no transmitirlas a los medios de comunicación, para que esos ciudadanos que van a hacer la crítica política a nuestro trabajo, la hagan con la información debida".

Y expresó, con un tono irónico que no todo el auditorio captó: "la culpa de todo la tiene el fiscal general José Gerez", cuyo equipo de comunicación pública es motivo de conversación permanente entre jueces y defensores, ya que sólo el Ministerio Público Fiscal cuenta con una herramienta comunicacional de esas características.

En el auditorio la escuchaban el presidente del Tribunal Superior de Justicia, Germán Busamia; el vicegobernador Marcos Koopmann; la ex vicegobernadora Ana Pechen; el presidente del Instituto de Derecho Penal y Procesal Penal del Colegio de Abogados, Emanuel Roa Moreno; los coordinadores de la publicación Gustavo Lucero y Daniela Ossa, entre otros. El fiscal general no estuvo presente.


"Nos rompieron el edificio"


Rodríguez Gómez: ojo con las promesas a las víctimas.

Otro de los expositores, el ex juez Mario Rodríguez Gómez, rememoró un caso en el cual la fiscalía y la querella pidieron 18 y 21 años de prisión para un imputado y la cámara que él integraba condenó a 5 años porque técnicamente era imposible hacer otra cosa. "Nos rompieron el edificio y pegaron carteles de asesinos por todas partes", dijo.

"Ojo con eso. Esas cuestiones se tienen que tener en cuenta. Tienen que ver con la responsabilidad del fiscal y del querellante" y lo que les prometen a las víctimas, señaló.

Lo cruzó la fiscal jefa Sandra González Taboada: "¿rompieron la cámara por lo que pidió el fiscal (18 años de prisión) o por lo que fallaste vos (5 años)?", le preguntó.


"Populismo punitivo"


Breide Obeid: los roles de los fiscales y de los jueces.

Maximiliano Breide Obeid, también fiscal jefe, aportó: "El sistema soporta jueces con mentalidad de defensores pero no soporta fiscales con mentalidad de defensores (...) Yo soy fiscal del Estado y represento a la sociedad. La democracia, que fue citada, es el voto de la mayoría con respeto de las minorías. El juez está para frenar los impulsos del Estado".

Desde el Tribunal de Impugnación, Richard Trincheri señaló que "los jueces no somos garantistas, la Constitución es garantista". Agregó: "La fiscalía hace su trabajo, a veces se prende con ese populismo punitivo que anda dando vueltas y acciona de esa manera en el proceso penal, y promete de más. Por ejemplo el fiscal general prometió que el caso de la Cooperativa Obrera iba a ser el primer juicio por jurados de Neuquén, y terminó en probation".

A esa altura, la ironía de Carolina González sobre "la culpa es de Gerez" se había convertido en un interesantísimo debate interno. Tomó la palabra Busamia:


Aprender a convivir con la publicidad


"Hay que instalar la otra versión, no criticar al otro". Germán Busamia, presidente del TSJ.

"La visión de la sociedad; la transformación que hacen los medios de comunicación de la visión de la sociedad, y el uso que algún operador interno puede hacer de los medios de comunicación para llegar a la sociedad, son elementos con los que hay que trabajar", dijo.

"Si uno mira que la fiscalía instala sobre un hecho conmocionante que va a generar lo que dice Mario, 'me están tirando la gente en contra con una hipótesis que desde lo técnico no va a prosperar', esa herramienta no va a dejar de ser usada por la fiscalía general. Quien quiera neutralizar, tendrá que aprender a convivir con una herramienta nueva que este sistema necesita", agregó.

Busamia dijo que "no tenemos problema que nos vean en las audiencias, estoy de acuerdo con restricción cero, salvo excepciones; el principio es la publicidad, es un eje del sistema, es una garantía para el juez y para las partes".

En la misma línea argumentó que "en el 90% de los casos el juez no tendrá que salir a explicar por qué resolvió de alguna manera. Habrá casos en los que habrá que sumar alguna herramienta más a la litigación. Eso es institucional. Hemos hablado alguna vez que me dicen 'a mí no me gusta que me mencionen en un titular' y que 'la versión que instalaron no es la correcta'. Hay que instalar la otra versión, no hay que criticar que el otro mienta. Hay que decir cuál es la verdad".


"No nos quedemos con la crítica"


"Tenemos que ser cuidadosos, como sistema de justicia, de qué transmitimos a la sociedad. Pero no nos quedemos con la crítica del que es imprudente con los medios de comunicación. Establezcamos una versión confliable, verosímil, seria".

"Desde los institucional tenemos que informar con prudencia, resolver el conflicto, no potenciarlo. No vamos a ganar una litigación porque instalemos en los medios que tal persona tiene que ser condenado. Queda la sensación incómoda de tener la opinión pública en contra, pero eso no alcanza con la crítica al uso que haga alguna de las partes".

"Eso no es solamente fiscalía general, es determinada querella, determinada defensa. Este sistema es público, tenemos que asumirlo", insistió Busamia.

De la obra participan más de 20 autores.

"Si el juez tiene esa molestia de cómo le enfrentan la opinión pública, tienen que salir de manera ordenada, prudente y no enfrentada, no hay que salir a criticar al fiscal general, él lo hará por su estructura de política criminal. Lo que hay que hacer, quienes no son del MPF, es usar esa herramienta de otro modo".

Carolina González, por último, ratificó que "cuando utilicé la ironía 'es culpa de Gerez, fue una ironía. Nosotros tenemos una responsabilidad. La información va a llegar. No nos podemos quejar si es mala, si no aprendemos a comunicar. Si se entendió al revés, es lo que pasa con el Código. Yo estaba criticando a mí y a mis compañeros (jueces). Le mando un besito a José".


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


«La culpa la tiene Gerez», ironía que abrió el debate sobre medios y justicia