La Expo ganadera de Choele muestra tecnología para lograr más calidad

La Expo Ganadera elige hoy a los campeones. En el predio de la Sociedad Rural funciona un ecógrafo que mide el tamaño de un músculo clave, ligado a la calidad de la carne.



El ecógrafo hizo su debut en Río Negro, en la expo de Choele.

En el inicio del calendario de exposiciones ganaderas de Río Negro, la de Choele Choel sirve en estos días como muestra de las nuevas técnicas que se aplican en la revisión de los bovinos, para garantizar al futuro propietario sanidad y calidad de los ejemplares.

Con el ecógrafo que funciona en el predio de la Sociedad Rural­ se puede observar lo que se conoce en las carnicerías como el ojo de bife o bife ancho. Mide el espacio ubicado entre la última y anteúltima costilla del animal. Permite conocer el tamaño del músculo longísimo y cuanta grasa hay allí, lo que sirve para establecer la calidad del animal.

La técnica del INTA Valle Inferior, María Gabriela Garcilazo, explicó que el equipo que por primera vez se utiliza en Río Negro “nos da una idea como es el animal por dentro y si tiene un buen músculo o mucha grasa.

De acuerdo al criterio de la profesional para establecer calidad, “los animales ideales tienen que estar redondos por los músculos y no por la grasa” Dijo que los reproductores que llegaron a la exposición de Choele “cuentan con buena musculatura, lo que permitirá que cuando sean incorporados al rodeo no tengan inconvenientes para adaptarse a estos campos y comer rápidamente. Todo lo contrario pasaría con uno que tenga mucha grasa, que puede retrasar el metabolismo y perder tiempo en los servicios.”

La 40º edición de la Expo Ganadera de Choele quedará inaugurada hoy y luego se conocerá a los campeones. Saldrán a la venta los 105 ejemplares de excelencia en calidad.

Entre las novedades en el predio figura también la muestra de una nueva técnica molecular con extracciones de ADN para verificar si existen enfermedades reproductivas.

Ayer fue incesante el trabajo en los corrales para la presentación de los ejemplares que debe seleccionar el jurado.

Entre el movimiento se pudo observar ultimando detalles a la joven cabañera de Luis Beltrán, Nazarena Starnone, que revaloriza el trabajo de una mujer en un terreno en el que siempre reina el “gaucho del campo”. Es ingeniera agrónoma y trabaja en el emprendimiento de su familia, con la raza Polled Hereford. Apuntan a adquirir buena genética para mejorar su propio rodeo, con animales bien definidos y mejor calidad, que se producen en los campos de secanos, donde se van criando los terneros y luego se completan en las chacras bajo riego.



La Expo ganadera de Choele muestra tecnología para lograr más calidad