La reforma migratoria necesita cambios



MIAMI.- El primer año del permiso temporal de residencia otorgado por la Casa Blanca a los jóvenes que viven en el país sin residencia legal ha demostrado que cualquier reforma de inmigración de amplio calado exigirá que el gobierno mejore y simplifique el proceso de solicitud y facilitar más información de los documentos necesarios para tramitar la residencia, dijeron los especialistas. Los activistas de la inmigración dijeron que la Acción Diferida para Llegadas de la Niñez (DACA por sus siglas en inglés) ha funcionado relativamente bien. Empero, muchos grupos sin fines de lucro e incluso algunos distritos escolares encontraron numerosos problemas ante la avalancha de peticiones relacionadas con el proceso de solicitud. El programa juvenil está abierto a los inmigrantes de 15 a 32 años que llegaron a Estados Unidos antes de cumplir 16 años, que no tiene residencia legal, no han salido del país desde el 2007 y no han cometido crímenes o faltas graves. Deben tener además un diploma de bachillerato superior o equivalente, o estar matriculado en un centro de enseñanza. Unos 1,7 millones de personas podría beneficiarse con el programa. La norma afecta solamente a una parte de los aproximadamente 11 millones de personas que viven en Estados Unidos sin residencia legal. No obstante, debido a que es el primer cambio importante en inmigración en muchos años, los especialistas lo consideran una muestra para un plan más amplio y, sin duda, más complicado. El programa comenzó a funcionar 60 días después de ser anunciado en junio del 2012 y casi 600.000 personas han solicitado la tramitación. El vocero del Departamento de Seguridad Nacional, Peter Boogaard, dijo que el plan es un ejemplo de cómo las autoridades pueden procesar rápidamente y con éxito programas de inmigración a gran escala. (AP)


Comentarios


La reforma migratoria necesita cambios