Mapuches libres pero imputados

Los nueve detenidos que reclamaban por el lonko Jones Huala recuperaron ayer la libertad luego de declarar ante el juez Federal Gustavo Villanueva. Igual enfrentan cargos por daño agravado, atentado a la autoridad, intimidación pública e incendio.




Cuando el sol se había ocultado detrás de la imponente Cordillera de los Andes, se abrieron las puertas del Juzgado Federal de Bariloche y seis jóvenes mapuches, que habían sido detenidos el lunes, recuperaron la libertad por orden del juez federal Gustavo Villanueva. Los tres restantes fueron liberados después.

El juez hizo lugar al pedido de excarcelación, que había presentado la abogada Marina Schifrin, que defiende a los nueve imputados, entre los que hay dos chicas.

Dijo que los jóvenes mapuches quedaron imputados por los delitos de daño agravado, atentado a la autoridad, intimidación pública y además incendio. “Es una criminalización excesiva”, afirmó la defensora. Y relacionó la situación con las declaraciones que hizo esta semana Pablo Noceti, jefe de Gabinete del Ministerio de Seguridad de la Nación. Y cuestionó la injerencia de un funcionario de Nación. “Un vidrio roto no se puede comparar con la entrega de tierras”, sostuvo.

Los hechos que el fiscal federal Jorge Bagur Creta les atribuyó ocurrieron el lunes por la mañana durante una protesta por la liberación del lonko Facundo Jones Huala, que está detenido en la cárcel federal de Esquel. La manifestación se hizo frente al Juzgado Federal de Bariloche, ubicado en la avenida San Martín al 400.

El reclamo terminó con incidentes cuando un grupo de mapuches quemó cubiertas y arrojó piedras contra los vidrios del edificio. Policías de la PSA reprimió con postas de goma a los manifestantes que huyeron hacia las calles adyacentes. El personal de la PSA, con el apoyo de policías del COER y gendarmes detuvo a seis jóvenes. Las otras tres detenciones ocurrieron horas después.

Seis detenidos fueron alojados en instalaciones, que la PSA tiene en el aeropuerto de Bariloche. Allí, Diana estuvo detenida con otra joven. “Mi compañera tiene dos dientes partidos por los golpes”, describió Diana. Explicó que vivió “con mucho nerviosismo” las horas que estuvo detenida. Los otros tres detenidos permanecieron en el Escuadrón 34 Bariloche de Gendarmería Nacional.

Los nueve fueron indagados el martes por Villanueva, Schifrin comentó que las indagatorias comenzaron a las 17 y se prolongaron hasta la 1 de la madrugada de ayer.

El juez resolvió ayer después del mediodía admitir el pedido de excarcelación. Pero los nueve detenidos debieron comparecer otra vez en el Juzgado Federal para la notificación correspondiente. En los próximos días resolverá la situación procesal de los imputados.

Alrededor de medio centenar de familiares e integrantes del pueblo mapuche se concentraron a las 16 frente al juzgado que estuvo vallado y custodiado por policías de la PSA, gendarmes y personal de Prefectura. Minutos después de las 17, seis imputados arribaron en tres móviles de la PSA. Fueron los primeros en recuperar la libertad. Los otros tres llegaron al juzgado a las 18.50 en móviles de Gendarmería. Fueron los últimos en marcharse anoche del juzgado.


Comentarios


Mapuches libres pero imputados