Nación quiere recuperar el control de Villa Mascardi

Las cámaras de seguridad que se colocan en la ruta 40 tienen lectores de patentes.




Los gendarmes en un punto de la ruta al norte de la ocupación mapuche.

Los gendarmes en un punto de la ruta al norte de la ocupación mapuche.

El gobierno nacional quiere recuperar el control de la ruta nacional 40, puntualmente en Villa Mascardi. Allí está el foco del conflicto entre miembros de la comunidad mapuche Lof Lafken Winkul Mapu y pobladores de la zona, distante a unos 35 kilómetros al sur de Bariloche.

El secretario de Articulación Federal de la Seguridad de la Nación, Gabriel Fuks, informó que los trabajos para la instalación de cámaras de vigilancia en Villa Mascardi están en marcha.

Dijo que personal de Gendarmería y de la Policía de Río Negro estará a cargo de la operación de las cámaras. Destacó que son aparatos que tienen lectores de patentes. Afirmó que ya habían instalado un equipo, pero el compromiso es colocar 7 cámaras.

Fuks sostuvo que 5 cámaras aportó el Gobierno de Río Negro y las 2 restantes Parques Nacionales. Además, comunicó que cerca de un centenar de gendarmes del Móvil 4, con asiento en General Acha, viajó hasta Bariloche, como parte de la segunda etapa del operativo que diseñó el Ministerio de Seguridad de la Nación por el conflicto en Villa Mascardi.

Un centenar de gendarmes llegó a Bariloche desde La Pampa.

El funcionario aseveró que es personal especializado en operativos antidisturbios. “El objetivo es tener el control de la ruta nacional 40 sur”, afirmó.

Dijo que están trabajando en forma conjunta con la secretaria de Seguridad de Río Negro, Betiana Minor. De todos modos, Fuks aseguró que siguen apostando al diálogo para resolver el conflicto, pero “contextualizado con la seguridad”.

Los gendarmes del Móvil 4 fueron requeridos por la justicia federal “para hacer inspecciones en la zona” por alguna de las causas que se tramitan en el juzgado federal de Bariloche. “Se va a mantener por buen tiempo en la zona”, sostuvo Fuks. “Va a estar disponible en el momento que sea necesario”, destacó.

Dijo que es una estrategia de trabajo diseñada por las ministras de Seguridad, Sabina Frederic, y de Justicia, Marcela Losardo.

“Hace cinco meses que llevamos adelante una estrategia de diálogo y la directiva es mantener esa lógica, pero hay otras demandas de la gente del lugar y hay una necesidad de ir fortaleciendo la presencia del Estado en esa zona”, enfatizó Fuks.

Recordó además que hay perspectiva de que vuelva el turismo a la zona cordillerana de Río Negro. “Vamos a tratar de que todo se haga pacíficamente”, aclaró. Respecto a la voluntad de diálogo de los miembros de la comunidad mapuche reveló: “Hay momentos que sí hay voluntad y hay otros que no. Nosotros mantenemos los canales de diálogo abiertos”, aseveró.

Recordó que es un conflicto que “no empezó con este gobierno, sino a partir de un desalojo frustrado”. Dijo que el objetivo que se han trazado “es evitar el derramamiento de sangre”.

El 25 de noviembre de 2017, una patrulla de Prefectura interceptó a un grupo de jóvenes mapuches en la montaña, entre ellos Rafael Nahuel, que recibió un disparo por la espalda que lo mató.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


Nación quiere recuperar el control de Villa Mascardi