Pedirán más de 3 años de cárcel por la muerte del obrero en una red cloacal

El hecho ocurrió en Catriel en noviembre de 2016, cuando la víctima bajó a un pozo en donde había altos índices de ácido sulfhídrico. Hay tres imputados.





El fiscal Gustavo Herrera adelantó ayer en la audiencia de control de acusación que solicitará para los tres imputados por la muerte del obrero, quien falleció mientras trabajaba en un pozo de red cloacal, una pena mayor a la de 3 años de prisión. El planteó generó cierta inconformidad en los defensores particulares, quienes se opusieron a lo expuesto por parte de la Fiscalía y solicitaron que sea rechazado.

Mauro Malmoria tenía 22 años cuando sufrió el accidente. Era de Bahía Blanca y se encontraba trabajando en Catriel para la empresa Rimsol. Estaba realizando trabajos en un pozo de red cloacal cuando murió. Fue producto de los altos índices de ácido sulfhídrico que desprendían los efluentes.

Los otros operarios que quisieron ayudar a Malmoria cuando notaron que no salía resultaron con lesiones graves. Todas las víctimas son representadas por el querellante Emilio Aichino.

Ahora será el juez Álvaro Meynet quien resolverá la situación.

Tendrá que definir si hace lugar a lo plateado por el fiscal Herrera o si sostiene la expuesto por el defensor Juan Luis Vincenty, quien argumentó que tienen que ir a juicio por una pena menor a 3 años ya que fue cómo fue planteado, en primera instancia, por la Fiscalía en el escrito presentado.

Los imputados son quienes estaban a cargo de la obra y representantes de la empresa Rimsol. Se trata de César Augusto Marino (presidente del directorio), Claudio Ramiro Monge (responsable técnico de la obra) y Horacio Genovese (a cargo de seguridad e higiene). Están acusados del delito de homicidio culposo en concurso ideal con lesiones graves.

Durante la audiencia, el fiscal Herrera indicó que “era un muerte evitable la de Mauro Malmoria porque de haber tomado la presión del pozo cloacal habrían sabido del escape de gas y así podrían haber evitado que el joven obrero muriera. Además resaltó que todos los operarios debieron contar con el equipamiento necesario y máscaras de gas para evitar intoxicarse. Inclusive señaló que un día después se realizaron una serie de pericias para medir la presión del ácido en los pozos y fue en ese momento que descubrieron que el gas había sobrepasado los límites permitidos. “La secretaria de Medio Ambiente de la provincia viajó hasta Catriel y junto a una ingeniera no pudieron establecer la presión del gas en uno de los pozos porque el equipo se saturó. Sabemos que medía hasta 200 partículas por millón y que para que una persona sobreviva el límite de acido sulfhídrico en el aire tiene que ser de 8 partículas por millón”, aclaró Herrera. El 8 de octubre el juez Álvaro Meynet definirá cómo sigue la causa.

El dato

Datos

22
años tenía Mauro Malmoria cuando murió. Otros operarios resultaron heridos cuando intentaron rescatarlo.

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Pedirán más de 3 años de cárcel por la muerte del obrero en una red cloacal