Presos de la cárcel de Bariloche iniciaron una huelga de hambre

Los internos del Penal 3 reclaman la flexibilización de normas penales. Aseguran que es una protesta pacífica y es en coincidencia con reclamos en otras cárceles del país.



Presos del pabelló 2 II del Penal 3 de Bariloche mantienen una huelga de hambre. Gentileza

Presos del pabelló 2 II del Penal 3 de Bariloche mantienen una huelga de hambre. Gentileza

Internos del 3 de Bariloche cumplen este lunes su cuarto día de huelga de hambre pacífica en reclamo de la flexibilización de las normas penales.

En total son 11 presos del pabellón 2 II de la cárcel barilochense, todos procesados sin condenas, que el viernes iniciaron la medida de fuerza, en coincidencia con reclamos en distintos penales del país.

Los internos en comunicación con Río Negro indicaron que la medida es "pacífica" y que elevaron petitorios a las autoridades del Penal pero hasta el momento no recibieron respuesta. Esta mañana, la jueza de Ejecución Penal de Bariloche, Sandra Ragusa, acudió a la cárcel para interiorizarse de la situación.

Los presos señalaron que a la falta de respuestas al petitorio, se suma que no recibieron hasta esta mañana asistencia médica ni fueron pesados en función de la huelga alimenticia que realizan.

Según indicaron los internos, reclaman la restitución del 2x1 que permite que los detenidos puedan tener beneficios de libertad condicional al cumplir la mitad de la pena.

También exigen la eliminación de la Ley Blumberg que modificó en 2004 el Código penal en la figura de delitos con armas de fuego imponiendo penas más severas. Suman al reclamo el planteo contra las prisiones preventivas de procesados sin condena y por la prolongación de estas situaciones en muchos casos.

En la proximidad de fin de año, los presos plantean también medidas para el acercamiento familiar y denuncian traslados de internos que afectan los lazos familiares.

Semanas atrás el Penal 3 de Bariloche fue visitado por la presidente del Superior Tribunal de Justicia, Adriana Zaratiegui, junto a funcionarios judiciales, para interiorizarse de la problemática en la unidad que tiene superpoblación.

En 2005 un juez estableció un tope de 94 presos debido a las condiciones edilicias del Penal, y actualmente se alojan 123. El gobierno provincial se comprometió a buscar alternativas para descomprimir el lugar.

Los internos señalaron a este diario que no tuvieron oportunidad de dialogar con la comitiva oficial que recorrió las instalaciones.


Comentarios


Presos de la cárcel de Bariloche iniciaron una huelga de hambre