Productores pedirán hoy una compensación para la cosecha

Ese será el punto central del encuentro de hoy con el gobierno rionegrino, en la previa a una reunión el viernes con Nación.

1
#

Algunas cámaras vienen reclamando respuestas desde antes de fin de año. (Foto: archivo )

2
#

El empresario Hugo Sánchez y el presidente Macri.

Una “compensación” económica para esta temporada será la prioridad que los productores frutícolas plantearán hoy al ministro de Agricultura, Alberto Diomedi.

Se prevé una semana activa, pues está agendada la reunión de la Mesa Frutícola -con todos los sectores- para el viernes en Buenos Aires con el titular de Agroindustria, Luis Miguel Etchevehere. Además, según lo programado, el próximo sábado será la asamblea de productores aunque todavía resta la formal convocatoria por parte de la Federación que preside Sebastián Hernández.

El jueves último, en la reunión de gabinete, el gobernador Alberto Weretilneck instruyó a Diomedi que se reúna con la Federación y, al rato, Hernández recibía el convite para hoy a las 15 en la delegación de Fruticultura de Allen, según la nota firmada por el secretario Carlos Banacloy.

El gobierno provincial vuelve en la búsqueda de los consensos para su plan de reconversión -Libro Blanco- que no logró todavía respaldos de los sectores y, consecuentemente, Nación no ha otorgado su necesario aval.

Los productores tienen otras urgencias. El presidente de la Cámara de Fernández Oro, Carlos Zanardi afirmó a “Río Negro” que la prioridad del sector estará en lograr una “compensación” que le permita afrontar la cosecha, resaltando las carencias existentes. Reclamó esa asignación a la provincia o que “se ponga al frente” del reclamo ante la Nación. “Ahora, no hay posibilidad de otro análisis”, apartando así el seguro reclamo de Agricultura para retomar el análisis del Libro Blanco y alineando en la postura a la mayoría de las cámaras, esencialmente, Cipolletti, Cervantes y Villa Regina.

Obviamente, la provincia resistirá cualquier “compensación”, aunque subsisten compromisos incumplidos de aportes. Esas asignaciones pendientes irrumpirán en la conversación. La Federación pedirá por los 40 millones que aún restan de los 50 millones anunciados el año pasado para la poda. También se acumulan cuotas atrasadas del seguro de granizo.

Por su parte, la cosecha de la pera Willians se inició en el Valle Medio y comenzará esta semana en el Alto Valle, a pesar que recién la fuerte actividad se dará entre el 12 y 15. Hernández admitió que “hay buena fruta”, pues se pudo realizar trabajos que “no se venían haciendo”, favorecido por créditos del Estado nacional. “Hay calidad, pero no hay buenas perspectivas en lo que tiene que ver con el precio”, resaltó el presidente de la Federación.

“Que la provincia se ponga al frente de nuestro reclamos ante Nación.

Ahora no hay posibilidad de otro análisis”

Carlos Zanardi, presidente de la Cámara de Productores de Oro.

Insistirá con el Libro Blanco

El año pasado, Weretilneck lideró un plan de reconversión frutícola, que denomina el Libro Blanco. Su proyecto no logró el aval sectorial y, consecuentemente, tampoco financiamiento nacional, a partir de resistencia de los sectores involucrados.

El gobernador todavía no lo logró, pero no está resignado y vuelve con su diseño. Vaticinó recientemente un “rumbo trágico” para la fruticultura si no se avanza en algo “distinto”. Insistió con su libro Blanco para los cambios estructurales, planteando que el único cambio será “con inversión para bajar los costos de producción y estar más baratos que Chile, Sudáfrica, Italia o Alemania. Si no tenemos destino y, para eso, hay que llegar a un gran consenso y conseguir el dinero suficiente”.

En julio pasado, Weretilneck denunció que “la Federación y la CAFI se dedicaron en Buenos Aires a bastardear el proyecto”. El gobernador siempre identificó a Hugo Sánchez -titular de Patagonian Fruit SA- como el censor mayor. En enero pasado, el empresario se reunió con el presidente Mauricio Macri en Villa La Angostura y se ocupó en cuestionar el plan de Weretilneck. Volvió a concurrir este viernes pero, en esta ocasión, el encuentro fue más acotado, pues Macri concluía un partido de tenis. Fuentes macristas contaron que poco se habló y casi nada de fruticultura y cerca del empresario dijeron que hubo tiempo para un repaso y un adelanto de una inversión privada en el Alto Valle.

Datos

“Que la provincia se ponga al frente de nuestro reclamos ante Nación.
Ahora no hay posibilidad de otro análisis”

Temas

Viedma

Comentarios


Productores pedirán hoy una compensación para la cosecha