Qué investiga la justicia sobre la muerte de Diego Maradona

Ayer la causa tuvo un giro inesperado con la imputación al médico personal del futbolista fallecido. Los investigadores buscan información en documentos, teléfonos y testimonios de familiares.

El médico Luque y el fallecido astro del fútbol mundial.

El médico Luque y el fallecido astro del fútbol mundial.

La Justicia ordenó allanar ayer la casa y el consultorio del médico personal del fallecido Diego Armando Maradona, en una sorpresiva decisión. Más tarde el neurocirujano Leopoldo Luque fue imputado del delito "homicidio culposo". ¿Pero qué es lo que realmente se investiga?

Las fuentes consultadas señalaron que en los procedimientos, los funcionarios policiales y judiciales buscaron historias clínicas, computadoras, teléfonos celulares y documentación que de interés para la causa.

Los fiscales a cargo del expediente investigan si hubo negligencia médica en las circunstancias que llevaron a la muerte de Maradona el miércoles pasado, a los 60 años, en su casa del barrio San Andrés de Tigre.

Más precisamente si hubo irregularidades en la internación domiciliaria de Maradona.

Una de las últimas imágenes de Diego Maradona.

Hasta ahora la investigación no se ha dirigido hacia lo que pasó durante la cirugía, sino a la etapa posterior, al alta y a la internación domiciliaria.

La Fiscalía General de San Isidro había argumentado que "en virtud de la prueba que se fue recabando se consideró necesario solicitar allanamientos en el domicilio y consultorio del médico Leopoldo Luque (…) Los allanamientos fueron autorizados por el Sr. Juez de Garantías interviniente y se ejecutan en este momento".

Cuando declararon las hijas Dalma, Gianina y Jana, los fiscales les preguntaron sobre cómo había sido la internación de su padre, qué médicos eran los responsables del mismo y qué le informaron estos sobre las características del tratamiento.

También se les preguntó sobre cómo se había decidido la salida de Maradona de la Clínica de Olivos, añadió la fuente.

Luque, al hablar con la prensa ayer, consideró que "no hubo un error médico" sino que Diego "tuvo un evento fortuito, un ataque cardíaco que, en un paciente como él, es lo más común del mundo que muera así. Es algo que podía pasar".

También deslindó responsabilidad de la clínica. "La clínica actuó perfecto. No era un centro de rehabilitación, sino de patología aguda. Yo extendí todo lo que pude la internación", señaló. En referencia al motivo del deceso indicó que "nada tuvo que ver con el hematoma subdural".

Fuentes judiciales aseguraron que Maradona falleció cerca de las 12, cuando se hallaba recostado sobre su cama en una habitación de la planta baja de la casa que alquilaba desde hacía dos semanas en el barrio privado San Andrés.

Los primero investigadores que tuvieron la causa aseguraron el primer día que los peritos que relevaron la casa del barrio privado de Tigre no advirtieron "signos de criminalidad ni de violencia" y creen que el fallecimiento se produjo por "características naturales", aunque aguardarán el resultado de la autopsia que se llevaba a cabo en San Fernando.

"Podemos confirmar con un tremendo dolor que atraviesa el país y todo el mundo el fallecimiento de Diego Maradona a las 12 de este mediodía", dijo el fiscal general del departamento judicial de San Isidro, John Broyad, en una improvisada rueda de prensa el fatídico miércoles pasado.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


Qué investiga la justicia sobre la muerte de Diego Maradona