Riesgo y velocidad sobre dos ruedas

El Open Shimano convocó a 170 corredores. Estuvieron los mejores de Argentina y varios descensistas top de Ecuador, Brasil, Chile y Perú.





No hay muchos deportes en los que el espectador esté a años luz de animarse a experimentar lo que pasa ante sus ojos. Uno de ellos es el mountain bike de especialidad descenso.

“Estos pibes no pueden bajar así, están locos”, es una de las frases que se escuchan entre quienes siguen una carrera como la que desplegó destreza y habilidad el último domingo en la ladera del cerro Catedral.

Los mismos desniveles que en invierno desafían a los cultores del esquí y el snowboard son especialmente aptas para albergar también a los “riders” de las bicicletas con suspensiones, que bajan a velocidades inverosímiles, entre saltos y curvas, para ganar la centésima de segundo que los acerque a la victoria.

El Open Shimano convocó a 170 corredores, entre los que se mezclaron los mejores de Argentina y varios descensistas top de Ecuador, Brasil, Chile y Perú.

Jerónimo Páez, quien se consagró campeón argentino en marzo pasado y fue quinto en el último panamericano, destacó minutos antes de la final que el circuito elegido este año en Catedral “es más simple, sin tantos saltos” como el de años anteriores pero con mayor exigencia en materia de velocidad”.

“No todos están acostumbrados, porque con estas líneas y la velocidad al máximo juega bastante el miedo”, afirmó.

Dijo además que otra de las características de Catedral que no se encuentran en otros puntos del país es una pista “muy cambiante, donde aparecen pozos nuevos al paso de cada corredor, de modo que la elección de la línea es muy importante”.

Páez había hecho una buena bajada de clasificación, pero luego en la final quedó relegado por una caída. El primer puesto en el Open Shimano categoría elite pro fue para Alexis Goenaga, oriundo de Carlos Paz. Segundo fue el peruano Sebastián Alfaro y tercero el también cordobés Santiago De Santiago.

Entre las mujeres se impuso con amplitud Camila Nogueira, nacida en San Martín de los Andes y radicada en los Estados Unidos, donde se destaca en el torneo de ese país y también en pruebas de copa del mundo.

Camila tiene 25 años y es actualmente campeona panamericana. En Catedral dejó su sello con una bajada impecable. Dijo que el circuito planteado fue “muy exigente”, porque obliga a ir “muy concentrada”, debido a la cantidad de polvo, a los pozos y los cambios constantes en el piso.

Páez anticipado antes de largar que el nivel era muy bueno y para ganar había que “andar al límite”. En su caso, el límite le jugó en contra y no pudo cumplir con el vaticinio de quienes lo daban con un podio seguro.
Admitió que para correr en descenso “hay que tener un poco de locura”. Aunque también aseguró que “se disfruta mucho, si uno domina el terreno y puede bajar fluido, prolijo”. Como una premonición, había admitido admitió en la previa de su última bajada que “lo veloz es lo que da miedo, porque el golpe es más duro”.

Aunque tiene 21 años, Páez ya sufrió varias lesiones, entre ellas una fractura de tibia y peroné en una carrera disputada en Francia, que le demandó seis meses de recuperación, y también otras fracturas en las manos. Rodeado de varios de sus colegas dijo que “a este nivel todos tienen alguna lesión de ese tipo, o varias. A veces los palos son necesarios, porque sirven para reflexionar y volver mejor”.

Un circuito único


Martín Raffo, responsable de la organización y también corredor, destacó que les tocó un clima “increíble”. Los espectadores que llegaron a Catedral pudieron aprovechar al máximo el espectáculo y acceder a los mejores lugares para seguir la carrera. “Hemos logrado instalar un evento internacional, que convoca a los mejores del continente y en un terreno como el de Catedral, que es único en el mundo”, dijo Raffo.

Una de las notas curiosas de la jornada la dio el descensista local Diego Nisztche, que fue cuarto en la categoría enduro y corrió con una bicicleta diseñada por él mismo y fabricada por su padre.

La prueba de Bariloche ya va por la onceava edición e inauguró el circuito latinoamericano Open Shimano, que continuará en Cuenca (Ecuador) el 16 de junio y cerrará con una tercera fecha en Chile.

La clasificación

Elite Pro
1° Alexis Goenaga (Arg) 3m24s807/100
2° Sebastián Alfano (Perú) 3m25s685/100
3° Santiago De Santiago (Arg) 3m25s954/100
4° Lucas Borba (Bra) 3m26s349/100
5° Alejandro Caerols (Chi) 3m27s 311/100

Damas Elite
1° Camila Nogueira 4m01s644/100

Juveniles
1° Camilo Sánchez 3m26s379/100

Cadetes
1° Sebastián Holguín 3m33s357/100

Menores
1° Juan Cruz Aguirre 4m02s299/100

Amateur
1° Franco Siebenhart 3m45s353/100

Enduro
1° Daniel Dominick 4m00s681/100

Master Pro
1° Martín Raffo 3m35s271/100


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Riesgo y velocidad sobre dos ruedas