Sigue el debate por el transporte urbano

Las empresas advirtieron que el municipio aún no les abonó el subsidio por el boleto escolar.





Archivo

SAN CARLOS DE BARILOCHE (AB).- La comisión de seguimiento del transporte urbano realizó el viernes una nueva reunión y avanzó en el análisis de las múltiples falencias del sistema. Mientras los usuarios plantearon denuncias por las frecuencias desatendidas y los recorridos que no garantizan una buena cobertura de los barrios (por ejemplo en el Malvinas), los representantes de Codao y Tres de Mayo advirtieron que todavía el municipio no les abonó el subsidio comprometido al establecer la gratuidad del boleto escolar. En su momento el intendente Omar Goye dispuso (bajo fuerte presión de los estudiantes) que el boleto escolar para todos los niveles pase a ser gratuito. Dijo además que por esa merma de ingresos compensaría a las empresas en una suma de $85.000 mensuales. Más de 60 días después, las concesionarias aseguran que esa promesa nunca fue cumplida. En la reunión de la comisión mixta participó el jefe de Gabinete, Oscar Borchichi, los responsables técnicos de Tránsito y Transporte, el concejal del Frente Grande, Alfredo Martín, y representantes de las empresas, el sindicato UTA, la Defensoría del Pueblo, los estudiantes y las juntas vecinales. La constitución de ese foro había generado fuerte expectativa, porque serviría para trasladar inquietudes y propuestas para mejorar el servicio. Pero sus propios miembros admiten que no puede cambiar gran cosa porque le falta facultad resolutiva. Otro problema es la notoria falta de fiscalización municipal a los múltiples incumplimientos de contrato que acumulan las prestadoras. Los estudiantes pidieron que las empresas brinden un acceso más fácil a los libros de quejas. También reclamaron una vez más por la falta de comprobante de los pasajes y quisieron saber si el seguro los cubre incluso cuando viajen hacinados. Manuel Carrasco, de Tres de Mayo, dijo que el seguro corre para todos los pasajeros, aun los que van parados y sin límite, desde que acercan su tarjeta a la máquina y se registra el viaje. Otra cuestión a resolver en el próximo encuentro es si las empresas cumplieron con las inversiones comprometidas, que el municipio fijó como condición para concederles un nuevo aumento tarifario a partir del 1 de agosto. Lo previsto por resolución es que el boleto que hoy vale 3 pesos, a partir de ese día pase a costar 3,45.


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Sigue el debate por el transporte urbano