Tibias acciones para evitar las ocupaciones

El Instituto Municipal de Tierras barilochense no está de acuerdo con las tomas, pero dice no tener herramientas para frenar los asentamientos en lotes de la ciudad.



SAN CARLOS DE BARILOCHE (AB).- El Instituto Municipal de Tierras y Viviendas ratificó la decisión de “no avalar las tomas” en la ciudad, aunque reconoció que carece de herramientas y una estrategia trazada para frenar el avance de las ocupaciones que comenzó a evidenciarse con la mejoría climática.

La vicepresidenta de esa dependencia municipal, Andrea Arch, reconoció a “Río Negro” que tienen varias denuncias contra personas que trabajan en nombre de ese instituto o del intendente Marcelo Cascón promoviendo nuevos asentamientos, pero que hasta el momento sólo pudieron desenmascarar a un ocupante del barrio Vivero. La semana pasada el directorio del organismo en pleno concurrió al lugar y desautorizó públicamente a un dirigente de la toma 18 de Mayo que gestionaba el asentamiento de nuevas familias en tierras fiscales municipales y cobraba a sus vecinos por “servicios” que prestaba invocando al municipio. Pero, llamativamente, los funcionarios no definieron aún si promoverán una investigación penal contra el “delegado” de la ocupación. La abogada y vocal del directorio, Francisca Santos, indicó que “lo vamos a evaluar” y reconoció que el ocupante estaba “disponiendo de bienes del fisco” y favoreciendo la “comisión de un delito”.

Durante el encuentro realizado en la sede de la junta vecinal tres mujeres denunciaron que Juan Castilla les había cobrado o querido cobrar 200 pesos por la mensura de sus lotes u otros servicios y una de ellas dijo que la había reubicado en otras tierras.

El hombre negó las acusaciones y reivindicó su trabajo asegurando que administra la toma en carácter de delegado de una cooperativa que nuclearía a los ocupantes de las tierras fiscales ubicadas frente al viejo barrio Vivero. En tal sentido, explicó que su objetivo es “resguardar los lotes que ya están tomados”, para lo cual lleva un registro de los ocupantes asentados en el barrio y maneja sus antecedentes policiales. La toma -bautizada “18 de Mayo” en adhesión a la gestión de Cascón que se impuso ese día en las urnas- se extiende sobre un lote fiscal municipal que no reuniría las condiciones geológicas y ambientales adecuadas para su urbanización.

Al término del encuentro el titular del Instituto Municipal de Tierras y Viviendas, Enrique Mogensen, informó a los vecinos que “no es política del municipio fomentar ni propiciar las ocupaciones” y que se va a trabajar en la consolidación de barrios organizados. “No vamos a propiciar la organización de gente que creen que la fiesta continúa” enfatizó.


Comentarios


Tibias acciones para evitar las ocupaciones