Unter repudió la implementación del control telefónico de licencias docentes

A través de un comunicado, el gremio tuvo duras críticas con el nuevo sistema que implementará Educación en los próximos meses. Denunció, además, que no se tuvieron en cuenta los espacios comunes de discusión.

#

Hubo una dura discusión por el 0800 licencias en la Secretaría de Trabajo.

La Unter rechazó la implementación del sistema telefónico para licencias que fue impulsado por el gobierno, cuyas autoridades ratificaron que comenzará a estar operativo desde septiembre, a pesar de la reticencia gremial.

La cuestión fue una de las discutidas ayer en el ámbito paritario en la Secretaría de Trabajo de Río Negro. Además, anoche se analizaban la puesta en marcha de la nueva Escuela Secundaria en las ciudades en las que aún no se concretó la reforma y las modificaciones al nomenclador, temas que también dividían aguas entre los representantes del Ministerio y los dirigentes sindicales.

Los funcionarios, encabezados por la ministra Mónica Silva informaron sobre del Sistema Integrado de Información de Ausencias “ComunicaRNos”, que desde el lunes 4 de septiembre será la herramienta para que los docentes soliciten, a través de un 0800 o la web, los cuatro tipos de licencias imprevistas: por enfermedad, atención o fallecimiento de un familiar y para donar sangre.

Tal como había anticipado la cúpula de la Unter, los docentes no están de acuerdo con el sistema y lo dejaron expresamente sentado en la reunión con el gobierno. Insisten en considerar “una forma de control empresarial, un 0800 tecnocrático y ceocrático, sin que medie la prevención que debería ser el objetivo de un estado presente”.

Unter afirma que “la nueva normativa determina una mayor concentración de poder en manos del Ministerio que, además, pretende asumir la responsabilidad exclusiva y excluyente con estudiantes, madres y padres por las posibles falta de docentes en las aulas”. Considera que avanza sobre las misiones y funciones de equipos directivos y supervisores y que se trata de un ajuste encubierto, ya que no hay garantías de que los docentes puedan efectivamente cubrir las vacantes.

Por otro lado, las partes trataron el cronograma de incorporación de los 35 Centros de Educación Media restantes a la modalidad de la Escuela Secundaria Río Negro (ESRN), que comenzó a implementarse este año en 58 establecimientos correspondientes a ocho Consejos Escolares de toda la Provincia. En ese sentido se acordó empezar a discutir cuestiones de fondo, como el régimen académico y el coordinador de política educativa.

La tercera cuestión fue la evaluación de algunas correcciones puntuales de los cargos en el Nomenclador Docente.

Por otro lado, se acordó que la discusión salarial se retomará en septiembre, tal cual se había acordado en la paritaria anterior.

Del encuentro de ayer, que comenzó a las 16 y que se extendió por unas cinco horas participaron la ministra de Educación, Mónica Silva; el secretario de Educación, Juan Carlos Uriarte; el subsecretario de Asuntos Institucionales, Gabriel Belloso; y los vocales gubernamentales del CPE, Omar Ribodino y Pablo Nuñez. En representación de UnTER, participaron la secretaria general, Patricia Cetera; y el secretario adjunto, Marcelo Nervi, entre otros representantes.


La conducción del gremio docente Unter rechazó y cuestionó la implementación del nuevo sistema de licencias para el sector de estatales, luego de que el gobierno provincial lo anunciara en vistas a aplicarlo en los próximos meses.

A través de un comunicado de prensa, los referentes expresaron que lo consideran como “una forma de control empresarial, un 0800 tecnocrático y ceocrático, sin que medie la prevención que debería ser el objetivo de un estado presente”.

De manera irónica, lo bautizaron como “0 -800 Silva”, en relación a la titular de la cartera de Educación, y agregaron que “la ministra olvida que todo procedimiento de control también es parte de las conversaciones que deben mantenerse con el sindicato”.

Nota Relacionada: Lanzan el sistema telefónico para controlar el ausentismo docente

“La nueva normativa determina una mayor concentración de poder en manos del Ministerio que, además, pretende asumir la responsabilidad exclusiva y excluyente con estudiantes, madres y padres por las posibles falta de docentes en las aulas”, sumaron en el escrito, donde no faltaron críticas para la administración de Weretilneck en cuanto a la situación edilicia de las escuelas.

El reclamo por parte de Unter llega luego de que el Ejecutivo rionegrino anunciara la implementación de un sistema de registro telefónico de ausencias por enfermedad, con su correspondiente asignación de personal suplente.

Mónica Silva había explicado, días atrás, que el sistema “solamente modifica el procedimiento, porque las normativas vigentes y los acuerdos paritarios se mantienen. Se va a ordenar cómo se autorizan las suplencias docentes. Hay muchos abusos”.


Comentarios


Unter ratificó en la paritaria el rechazo por el 0800 licencias