A un año del peor derrame en Vaca Muerta siguen los trabajos

Las tareas de campo en Bandurria Sur, donde un pozo de petróleo de YPF estuvo fuera de control 36 horas, están por llegar a su fin. Se removieron casi mil camiones con tierra afectada. Además se reforestó el equivalente a 21 canchas de fútbol.



Así luce ahora la locación donde el pozo YPF.Nq.Lcav-26, en Bandurria Sur, se descontroló el 19 de octubre de 2018.  Foto: Gentileza

Así luce ahora la locación donde el pozo YPF.Nq.Lcav-26, en Bandurria Sur, se descontroló el 19 de octubre de 2018. Foto: Gentileza

Se cumplen doce meses del mayor derrame de petróleo en Vaca Muerta. El pozo YPF.Nq.Lcav-26, como sus siglas lo indican ubicado en la zona La Caverna del yacimiento Bandurria Sur, estuvo descontrolado 36 horas. Fue un desastre ambiental. La surgencia descontrolada, que se produjo cuando extraían una muestra de la roca madre, afectó 45 hectáreas con lodos e hidrocarburos, entre ellos gas y petróleo, que impactaron en suelo y vegetación.

Inicialmente los trabajos de remediación fueron estimados en ocho meses. Llevan un año pero tanto desde la empresa como desde la subsecretaría de Ambiente confirman que están casi por finalizarse.

Desde la petrolera nacional estimaron en un 90% el grado de avance. El operativo, que llegó a contar con 130 operarios en simultáneo dentro del campo, tuvo un costo millonario que no fue revelado por la operadora. Actualmente quedan uno 25 trabajadores con tareas específicas en la locación.

En números

$ 32.936.690
fue la multa que la Subsecretaría de Ambiente de la Provincia le impuso a la operadora nacional.
121
muestras de suelo, a 10 cm, 40 cm y un metro de profundidad, se tomaron para caracterizar.

25.635
barriles de hidrocarburos se recuperaron de las piletas. El volumen equivale al 20% de la producción diaria de crudo que tiene la provincia.

Desde Ambiente confirmaron que el plan avanza de acuerdo a lo aprobado. El organismo solicitó informes semanales a YPF y así consta en los expedientes a los que accedió este medio. Para los chequeos realizaron mediciones ambientales y sobrevuelos con drones.

Inicialmente se tomaron muestras de suelo para caracterizar la afectación y el terreno se dividió en tres áreas: 1) el sector del spray, donde el viento llevó hidrocarburos y que, pese a ser el más extenso, el impacto fue de menor concentración; 2) las piletas y escorrentías naturales y artificiales que sirvieron para contener el grueso de los líquido y lodos derramados y; 3) la locación, donde funcionaba el campamento y el equipo de perforación.

Este ultimo sector, el más preparado para un incidente y el de menor metros cuadrados, es el que más atrasado está: un 35%.

Ambiente constató la poda de vegetación en 21 hectáreas y la siembra de especies para reemplazar a las dañadas gravemente. También anotó la remoción de 22.529 metros cúbicos de suelo. Además, de las piletas succionaron 4.076 m3 de hidrocarburos derramados, de los cuales 2.914 m3 fueron reincorporados en forma inmediata al proceso productivo y 1.162 m3 se encuentran en nuevas piletas para ser recuperados.

El grueso de la remediación, más allá de la reforestación en la que participaron técnicos de la UNC, se centró en la recuperación de los suelos. Para esto se utiliza la técnica de las biopilas: montañas de arena que se remueven para que se oxigenen y recuperen su calidad. Es un proceso estándar en la industria petrolera.

Otro porcentaje de áridos debió se retirado y transportado a plantas ambientales para su disposición final. En este caso se trata de los suelos que estuvieron en contacto directo y con mayor exposición con el hidrocarburo.

El objetivo de la remediación es que el lugar quede igual o lo más parecido, a como estaba, en condiciones ambientales de suelo y vegetación. Para la caracterización se tomaron 121 muestras de áridos a distintas profundidades. Luego se repitieron parte de las muestras y todos los indicadores dieron bajo los parámetros aceptables.

Se plantaron, con humedad original y riego artificial, al menos cinco especies de vegetación: Flor Amarilla, Zampa, Jarilla, Olivillo y Coirón.

El incidente en fechas

19/10/2018 YPF informa en principio una fuga y luego confirma que derivó en un blowout.

30/10/2018 Confirmaron que la afectación alcanzó un perímetro de 45 hectáreas.

20/12/2018 La Subsecretaría de Ambiente impuso a YPF la multa más cara en la historia de la Cuenca Neuquina.

19/10/2018 Los trabajos de remediación están al 90% de concluirse en todos los sectores.


Comentarios


A un año del peor derrame en Vaca Muerta siguen los trabajos