Aborto: el Senado saca dictamen y se suman más rechazos a la ley

Un plenario de tres comisiones emitirá hoy un despacho que modifica parcialmente el proyecto de ley votado en junio en Diputados. Dos de los senadores que estaban entre los indecisos anticiparon su rechazo y estiraron la ventaja de los que están en contra de la ley.



#

Cierre de las exposiciones, ayer, en el Senado. Hubo 140 testimonios en un mes. (Foto: senado de la nacion )

Resta una semana para lo que podría ser la definición del debate parlamentario más importante del año. El plenario de comisiones del Senado emitirá hoy los dictámenes y el miércoles que viene se votará en el recinto el proyecto de despenalización del aborto. Tras la definición de última hora de algunos senadores, el rechazo a la iniciativa que viene de Diputados le saca hoy ventaja a quienes están a favor de la legalización. El escenario sigue siendo, sin embargo, de pelea voto a voto y los contactos entre senadores, intensísimos.

Ayer finalizó la ronda de exposiciones y hoy a las 14 volverá a reunirse el plenario (sólo senadores). No estaba definido anoche cómo saldrían los dictámenes hoy. “Complicados. Estamos hablando uno por uno”, decían cerca de una senadora radical a favor del proyecto.

“Estamos intentado cerrar un dictamen alrededor de las modificaciones, que es el único proyecto que tiene posibilidades de avanzar”, graficaba una alta fuente del PJ. Se refería al proyecto con modificaciones propuesto por los tres senadores de Córdoba: Carlos Caserio, Ernesto Martínez y Laura Rodríguez Machado; y que acompañan Guillermo Pereyra y el chaqueño Eduardo Aguilar.

Incluyendo a esos 5 senadores, el “sí” suma por ahora 32 a favor. Pero hubo ayer malas noticias para quienes defienden el proyecto: dos de los senadores que figuraban en la lista de indecisos anticiparon que votarán en contra. Se trata del jefe de la bancada de la UCR, el chaqueño Ángel Rozas, y la justicialista, Inés Blas. Rozas consideró que “el embrión es vida” y Blas, que el proyecto “legisla sin límites razonables”

Los números quedaban así: 35 en contra; 32 a favor; una abstención y 3 indefinidos: José Alperovich (PJ-Tucumán), Juan Carlos Romero (Salta) y Omar Perotti (PJ-Santa Fe). María Eugenia Catalfamo (PJ-San Luis), que se pronunció en contra del aborto, podría ausentarse ya que cursa el octavo mes de embarazo y podría no estar en condiciones de viajar.

El sector que alcance los 36 votos el miércoles próximo ganará la votación. A los opositores del proyecto les alcanzaría con empatar. Gabriela Michetti votaría en contra en el desempate.

Al igual que en la vísperas de la votación en Diputados, nadie puede prever un resultado con seguridad. Los contactos entre senadores –de ambos lados– eran ayer permanentes; dentro de la UCR el debate era intenso, como en Diputados cuando el proyecto parecía caer. Entre los cordobeses, aseguraban que de acordarse el proyecto con cambios, habría sorpresas; y en el PJ no descartaban la presión de los gobernadores para inclinar la balanza. Arranca una semana frenética.

Los cambios que propone el dictamen

• Plazos: reducción de 14 a 12 semanas del período en el que sería libre el acceso a un aborto legal.

• Objeción de conciencia: ampliar la posibilidad de negarse a practicar un aborto a las entidades privadas.

• Presupuesto: incluir partidas específicas para asegurar que el sistema público pueda implementar la ley.

Otra jornada de cruces en el cierre de las exposiciones

El Senado cerró la ronda de exposiciones a favor y en contra del proyecto del aborto. Hablaron ayer frente a los senadores los últimos 20, de los cerca de 140 que pasaron por la Cámara alta desde el 3 de julio, , y no faltaron momentos de tensión.

La encargada de abrir las ponencias fue Verónica Camargo, madre de Chiara Pérez, adolescente embarazada que fue asesinada por su novio en 2015, crimen que disparó las marchas de “Ni una menos”. “Me duele ver que se equipara al ‘Ni una menos’ con el aborto, que usen una buena causa para desunirnos”, comenzó Camargo, y afirmó: “Chiara creía en defender las dos vidas. Quien se llevó la suya no fue el bebé que crecía en su vientre sino el egoísmo de sus asesinos, que creyeron que ninguno de los dos merecía vivir”.

A continuación, Diana Maffia , filosofa y fundadora de la Red Argentina de Género, se dirigió “especialmente a los senadores indecisos”: “La dimensión de la tortura que significa una maternidad forzada puede medirse en que esa mujer arriesga su vida en un aborto clandestino para evitarla”, sostuvo y pidió a los senadores que “si en verdad a favor de la vida, voten sin cambios la ley”.

La polémica vino luego: a pedido de la senadora Inés Brizuela (en contra), la médica Concepción Brandolino explicó cómo se hace un aborto a las 22 semanas –algo que no contempla el proyecto–: Mostró imágenes de desechos siendo retirados de vaginas ensangrentadas, y médicos maniobrando instrumentos violentamente. Fue criticada y hubo quienes se retiraron de la sala.

También expuso ayer la famosa escritora Claudia Piñeiro que pidió tender puentes entre ambas posturas porque “el rechazo absoluto al proyecto nos deja desamparadas”. También criticó a la UCR, “partido laico y reformista” por ser el que menos votos aportará a la ley. “Nunca nadie se arrepiente de ser valiente, sean valientes”, pidió a los senadores.


Comentarios


Aborto: el Senado saca dictamen y se suman más rechazos a la ley