Logo Rio Negro

Boca, Battaglia y otro trofeo en la vitrina: «sabemos lo que somos como grupo»

El Xeneize ganó su segundo título del año.





El caso de Boca en el fútbol argentino es especial y muchas veces contradictorio. Así como reina la sensación de que vive en constantes crisis, siempre se las arregla para ser protagonista de los torneos que juega y así lo demuestra su título de ayer por Copa Argentina.

Su juego, que convence poco, y sus problemas extrafutbolísticos, muchas veces exagerados en los medios de comunicación, se mantienen en boca de todos. Hace pocos días, un nuevo acto de indisciplina de Sebastián Villa, Edwin Cardona y Carlos Zambrano sacudió al Mundo Boca y puso en duda el liderazgo del entrenador.

A pesar de ese contexto desfavorable, el Xeneize fue campeón este año de la Copa Diego Armando Maradona, con Miguel Ángel Russo como DT, y ahora le sumó la Copa Argentina, que no la ganaba desde hacía 6 años.

En los dos torneos eliminó a River, cambiando la racha adversa del pasado reciente. En las dos ocasiones, igual que ayer, se impuso por penales. Con Talleres, en un partido deslucido, casi sin ocasiones de gol claras, el equipo de Sebastián Battaglia estuvo lejos de brillar, pero fue efectivo desde los doce pasos.

Da la impresión que no necesita un vuelo futbolístico que lo destaque ni tampoco la paz mediática para levantar trofeos.

Los méritos están y cabe destacarlos. Evidentemente, la mente fría para los momentos claves aparece, en esas ocasiones en las que a a la mayoría le cuesta el doble, a Boca se le da mejor.

Lógicamente deberá mejorar si quiere pelear la Copa Libertadores el próximo año, pero otra vez demostró que el fuego sagrado está intacto.

¿QUÉ PASA CON EL DT?

Sebastián Battaglia, afirmó que «solamente este es momento de disfrutar» tras la obtención de su primer título como técnico al ganar la Copa Argentina en la final ante Talleres, y advirtió que él nunca habló de su continuidad, «porque mañana será otro día y el tiempo dirá que es lo que vendrá».

«Esto se disfruta mucho porque uno siempre quiere que las cosas vayan bien. Nosotros sabemos internamente lo que somos como grupo y uno de los objetivos que teníamos se cumplió en esta final. La otra era sumar puntos para entrar a la Libertadores por la Tabla Anual y también se había logrado«, indicó Battaglia al término del encuentro.

«Nosotros nos hicimos cargo del equipo en un momento difícil y tuvimos algunos buenos, otros regulares y otros malos, pero seguimos adelante. Lo que pasa es que en nuestra etapa como jugadores conseguimos muchas cosas y eso dejó la vara alta, pero también sabemos que hay cosas que mejorar», afirmó.

«Lo que pasa es que se dicen demasiadas cosas y hay que trabajar mirando para delante. Yo solamente pensaba en ganar esta final y mañana será otro día», reflexionó.

Para el final dejó una sentida dedicatoria de este título «a la familia de Alfredo Moreno, que falleció hoy y con el que compartimos tantas cosas en Boca. Por eso estoy mitad contento y mitad triste, porque a veces uno termina haciéndose problemas por tonterías y la vida es otra cosa».


Comentarios


Seguí Leyendo

Logo Rio Negro
Boca, Battaglia y otro trofeo en la vitrina: «sabemos lo que somos como grupo»