Boqueteros: comenzaron los alegatos con declaraciones de los acusados

Ayer cinco imputados sorprendieron cuando pidieron hablar. Todos sostuvieron su inocencia y apuntaron contra los investigadores.



#

Son 16 las personas que están siendo juzgadas por haber integrado una asociación ilícita. (Foto: Archivo )

La declaración de cinco de los 16 imputados de la megabanda de boqueteros sorprendió ayer cuando antes de comenzar con los alegatos, como estaba previsto, pidieron hablar. “Estoy involucrado injustamente”, “No soy partícipe de ninguna banda”, “A mí no se me escucha en ninguna de las grabaciones”, fueron algunos de los argumentos que esbozaron los imputados para apelar sobre su inocencia. Luego comenzó la fiscal Rocío Guiñazú alegando. La Fiscalía terminará de hacerlo hoy y mañana será el turno de las defensas.

Ambas partes ya adelantaron sus postura y, como era de esperarse, la Fiscalía va a sostener la acusación; mientras que las defensas arremeterán con la inocencia de quienes fueron llevados a juicio por integrar una asociación ilícita. Antes que Guiñazú comenzara con su alegato, el fiscal jefe Santiago Márquez Gauna aclaró que no iban a acusar a Víctor Hugo Oyarzo Millapán, por lo que queda completamente desvinculado de la investigación. Estaba sospechado de haber participado en el robo a la familia Zanellatto.

Te puede interesar: El juicio contra la megabanda de boqueteros entra en su recta final

Los otros que seguirán vinculados a la causa pero que se les retiró la acusación en dos robos son Gustavo “Champi” Curruhuinca, José Alonso y Aníbal “Caníbal” Meneses. Los dos últimos no serán acusados del robo a Topsy; mientras que Curruhuinca del asalto a la familia Ginnobili. Al comienzo del alegato de Guiñazú, la fiscal señaló que “con toda la prueba recolectada se demostró que no era una simple organización, sino que tenían rasgos de una banda criminal”.

En mayo de 2016 en una serie de allanamientos que se realizaron desde Villa Regina y hasta en la provincia de Neuquén. Personal de la Brigada de Investigaciones estuvo a cargo de las tareas de inteligencias que llevaron seis meses hasta que dieron con ellos. Los robos se registraron entre octubre de 2015 y abril de 2016. El botín del que lograron hacerse del total de asalto que protagonizaron no pudo ser calculado, pero se estima que fue millonario.


Comentarios


Boqueteros: comenzaron los alegatos con declaraciones de los acusados