Caballero Bonald, el poder de la poesía

La poesía “es una defensa contra las ofensas de la vida”, dijo.



#

En su discurso, el escritor nacido en Jerez de la Frontera consideró que “la poesía puede corregir las erratas de la historia”.

El escritor español José Manuel Caballero Bonald destacó ayer la vigencia de la poesía y su “potencia consoladora” al recoger de manos del príncipe Felipe el Premio Cervantes, el más importante de las letras en español. “La poesía es una forma de defensa contra las ofensas de la vida”, afirmó el escritor de 86 años durante la ceremonia en el paraninfo de la universidad de Alcalá de Henares en Madrid y que coincide con el aniversario de la muerte de Miguel de Cervantes (1547-1616). “Siempre hay que defenderse con la palabra de quienes pretenden quitárnosla”, añadió en presencia entre otros del presidente del gobierno, Mariano Rajoy, el ministro de Educación y Cultura, José Ignacio Wert, y la alcaldesa de Madrid, Ana Botella. En su discurso de agradecimiento, dedicado en gran parte a Cervantes y su “infravalorada poesía”, el escritor nacido en Jerez de la Frontera consideró que “la poesía puede corregir las erratas de la historia” y es muy necesaria en el mundo actual “asediado de tribulaciones y menosprecios a los derechos humanos”. Caballero Bonald alabó el “esplendor polifónico” y la “poderosa luminaria” de “El Quijote”, y consideró que por muchos fracasos y decepciones sufridos, Cervantes nunca renunció a su principal empeño, el de convertir la libertad en “un fecundo condimento literario”. Durante el acto, el príncipe Felipe alabó la “palabra libre”, “integridad extrema” y la “lucidez y valentía” de Caballero, a quien consideró un “referente del rigor literario”, así como un “navegante solitario, resistente a las modas y las actitudes gregarias, frente a las cuales ha mantenido un constante desafío de infractor”. “Nos encontramos ante un escritor de referencia por su imponente personalidad literaria, por su contribución a la alianza cultural que perpetúa la hermandad entre España y todos los países hispánicos, y por enriquecer de forma notable y durante más de medio siglo el patrimonio literario de nuestra lengua”, afirmó el príncipe, en compañía de su esposa Letizia. Es el segundo año consecutivo en el que el rey Juan Carlos no ha podido presidir la ceremonia de entrega del galardón por motivos de salud y lo han hecho en su lugar los príncipes de Asturias. El rey y su esposa, la reina Sofía, recibieron el lunes a Caballero Bonald en el Palacio de la Zarzuela, en lo que fue la primera ocasión en la que se pudo ver al monarca en público desde su salida del hospital el 9 de marzo tras ser operado de hernia discal. Juan Carlos recibió ayer además en su despacho al primer ministro eslovaco, Robert Fico, de visita en Madrid. Caballero Bonald ganó a finales de noviembre el Premio Cervantes por ser, según el jurado, un verdadero maestro en el uso del idioma y por su prolífica e intensa trayectoria en la que ha cultivado casi todos los géneros, pero sobre todo la poesía. De padre cubano y madre de ascendencia aristocrática francesa, desarrolló parte de su carrera en América Latina y es junto a Francisco Brines uno de los últimos supervivientes de la Generación de los 50. En 2012 publicó su poema autobiográfico “Entreguerras”, de casi 3.000 versos, y anunció que dejaría la escritura. El escritor acudió a la ceremonia acompañado por su esposa, dos de sus cinco hijos y tres nietos. En el pasado ha recibido también el Premio Nacional de las Letras, el Reina Sofía de Poesía Iberoamericana o el Federico García Lorca, entre otros. El año pasado, el Premio Cervantes fue a parar al chileno Nicanor Parra.


Comentarios


Caballero Bonald, el poder de la poesía