El Festival Audiovisual Bariloche vuelve con funciones presenciales

Se realizará entre el 29 de septiembre y el 3 de octubre. Durante esos cinco días, se exhibirán 73 films argentinos y chilenos y se ofrecerá nuevamente funciones presenciales, que habían sido suprimidas en la edición 2020.

El Festival Audiovisual Bariloche recupera este año su fecha tradicional, en el inicio de la primavera, tendrá en exhibición un total de 73 films argentinos y chilenos y ofrecerá nuevamente funciones presenciales, que habían sido suprimidas en la edición 2020, cuando las películas solo se pudieron ver por streaming.

El FAB 2021 se realizará entre el 29 de septiembre y el 3 de octubre y las obras se proyectarán en La Baita y en una de las salas de cine del Shopping Patagonia, con un aforo del 70%. También habrá un autocine en la estación ferroviaria, como años anteriores, y todas las películas estarán accesibles además en el sitio web del FAB Y en la plataforma Cine Independiente.

El director del festival, Diego Carriqueo, dijo que el formato “híbrido” que combina las exhibiciones presenciales y virtuales llegó para quedarse porque permite la participación de expectadores de otros puntos del país y del mundo. Señaló que el año pasado, cuando el festival se postergó hasta diciembre debido a la pandemia, hubo muy buena respuesta “on line” tanto para conocer las películas concursantes como para participar de las conferencias, que son parte inescindible del FAB.

La organización corre por cuenta de la secretaría de Cultura de la provincia, que formuló hace casi dos meses la convocatoria a los realizadores interesados en participar y recibió más de 600 inscripciones. Carriqueo dijo que los sorprendió esa respuesta porque se trata de las producciones gestadas durante la pandemia, lo cual demostraría que el cine independiente regional y nacional goza de buena salud.

De la selección aplicada sobre ese material quedó un total de 73 obras audiovisuales, que competirán en las secciones ya establecidas de largometrajes nacionales (separados en ficción y no ficción), cortometrajes nacionales, competencia binacional de largos (argentino/chilena), binacional de cortos, competencia nacional de videodanza, sección PEC (proyectos en construcción), competencia patagónica de video clips, competencia binacional de cortometrajes “sub 21” y competencia patagónica de videominuto.

El FAB ya es un clásico instalado en la agenda cultural barilochense y va por su novena edición. Carriqueo dijo que este año no habrá directores, actores ni técnicos invitados, por una razón por una razón presupuestaria. Pero ya se preparan para recuperar el terreno perdido en el FAB 10, que se realizará en 2022.

Esta vez los ganadores en la principal sección se llevarán un premio de 100 mil pesos. En total el festival entregará 1.600.000 entre los films que resulten distinguidos por el jurado. El año pasado fueron 1.035.000 pesos.

La entrada a las proyecciones será gratuita, con el único límite de las localidades restringidas por razones sanitarias. La grilla de horarios recién estaría disponible a partir de la semana próxima.

De todos modos, ya fue difundido que en la competencia nacional de largometrajes de ficción concursarán “Las motitos” de Inés Barrionuevo y María Vidal, “Bahía Blanca” de Rodrigo Caprotti, “Hékate” de Nadia Benedicto y “Giro de ases” de Sebastián Tabany.

Mientras que en largos nacionales documentales estarán en competencia “Algo se enciende” de Lucrecia Gentinetta, “López” de Ulises Rosell, “Cuando la primavera se escapa, se libera del sueño” de Eugenio Alonso y Josefina Pieres y “Canela” de Cecilia del Valle.


Comentarios


El Festival Audiovisual Bariloche vuelve con funciones presenciales