Juntos por el Cambio muestra unidad en Río Negro y denuncia el clientelismo oficialista

Los precandidatos que se enfrentaron en las PASO se reunieron en Viedma. Tortoriello dijo tener pruebas sobre “decenas de cheques” emitidos por el Ministerio de Desarrollo Humano.




Juntos por el Cambio tuvo su primera foto de unidad después de las PASO en Río Negro. Fue este mediodía, en la costanera de Viedma, donde la alianza que integran el PRO, la UCR y la CC-ARI emitió una señal de integración rumbo a las elecciones legislativas generales del 14 de noviembre.

Aníbal Tortoriello en el centro. Mario De Rege y Germán Jalabert a su lado. La imagen buscó proyectar tranquilidad, luego de un tenso proceso previo a las PASO, en el que se logró un acuerdo de último momento para evitar la fractura de la coalición en la provincia.

Tortoriello fue entrevistado por RÍO NEGRO y dijo que la reunión con sus oponentes en las primarias fue para "planificar nuestra estrategia de campaña y nuestro futuro".

El dirigente cipoleño agregó que "esto habla de lo que siempre fue Juntos por el Cambio: un conjunto de tres partidos, seguramente con alguno más cuando el Peronismo Republicano tenga su personería, vamos juntando buena gente de los partidos, buenos políticos; todos los que tengan una actitud de servicio, que vengan a la política para servir a la gente".

Sobre sus oponentes en la interna señaló que "con Mario y Germán hemos competido y los rionegrinos han elegido cuál era el idóneo. Me tocó a mí, pero siempre tuvimos el espíritu de decir ‘vamos a dirimir esta interna’" porque "con total legitimidad cada partido quiere llevar su candidato. Ahora está definido, somos un solo grupo y estamos todos con el compromiso que asumimos con todos los rionegrinos".

Sobre la cosecha de votos del domingo, que lo colocaron como la segunda fuerza provincial, señaló que "este posicionamiento de privilegio que claramente nos dieron los rionegrinos nos pone muy contentos" y "para nosotros recién empieza, es una plataforma que nos dieron" y "tenemos todo para crecer de cara al 14 de noviembre".

Resaltó que "nuestro mayor apoyo fue en Cipolletti, por ser el lugar donde fui intendente durante cuatro años hace poco tiempo. Cuando vino el exgobernador Weretilneck con toda esa maquinaria clientelista y por 200 votos, volvió a dejar un intendente (Claudio Di Tella) que es un desastre. La ciudad no tiene una obra, la gente la está pasando mal". Agregó que "pasó lo mismo a nivel provincial: la gente no quiere más corruptos, no quiere más tipos que le vengan a comprar el voto".

Valoró "los votos obtenidos en muchas localidades donde no era conocido, en la zona Andina, en la costa atlántica, en la línea Sur, hace un mes que me conocieron y festejo que la propuesta de mi lista haya tenido una aceptación tan espontánea; está todo para crecer. Hay que seguir haciendo conocer nuestra propuesta y nuestro proyecto para Río Negro que es lo que estamos construyendo".

Tortoriello cuestionó duramente al gobierno provincial y dijo que "tengo pruebas de los cheques que ha emitido Desarrollo Social de la provincia, docenas de cheques de 15.000 pesos. Tengo copias y testimonios y vamos a ver si podemos llevar esto a la Justicia, porque vemos como algo aberrante la política clientelista" y enfatizó que "se ha naturalizado que días antes salen los partidos a comprar el voto de la gente usando plata del Estado, de la provincia. Ahí arranca la corrupción".


Comentarios


Juntos por el Cambio muestra unidad en Río Negro y denuncia el clientelismo oficialista