La madre de "Chano" aseguró que su hijo "está hablando" y que se encuentra "muy sensible"

"Le llegó la energía de un montón de personas y mucho amor", contó su madre. El músico cumple su séptimo día de internación tras ser baleado por un policía durante un brote psicótico.

La madre del músico Santiago "Chano" Moreno Charpentier, quien se encuentra internado tras haber sido baleado el domingo último por un policía bonaerense en su casa de Exaltación de la Cruz, aseguró que su hijo "está hablando", se siente "muy sensible" y también recibió "energía y mucho amor" de sus fans.

"Ambos (estamos) mejor, gracias, salió el sol", dijo a Télam Marina Charpentier, madre de "Chano" (39), ante la consulta de cómo se encuentra ella y su hijo, quien ayer cumplió su sexto día internado en el Sanatorio Otamendi del barrio porteño de Recoleta.

La mujer aseguró que el músico "está mejor y hablando", y que aún se encuentra "muy sensible", mientras se recupera de un disparo que recibió en el abdomen cuando aparentemente intentó apuñalar a un policía en medio de un presunto brote psicótico.

"Le llegó la energía de un montón de personas y mucho amor", expresó Marina, quien acompaña a su hijo desde que ocurrió el hecho.

A raíz de la herida de bala sufrida, el exlíder de Tan Biónica sufrió la pérdida del bazo, un riñón y parte del páncreas.

En tanto, el actor y conductor Gastón Pauls, en su programa Seres Libres que se emite por Crónica TV, contó poco antes del hecho, la madre de "Chano" lo llamo "para pedirle ayuda" para su hijo "quien estaba en una situación crítica desde hacía unos días".

"Le mandé un mensaje a ´Chano´ con mucho respeto porque sé que en el consumo siempre hay dolor, paranoia, soledad, desesperación, ceguera. ´Chano´ me respondió el mensaje y quedamos en hablar el día domingo", expresó. "Lamentablemente ese llamado no llegó y después ocurrió lo que ocurrió", agregó Pauls, en referencia al disparo que recibió de parte del policía Facundo Nahuel Amendolara (39).

Por otra parte, el fiscal Martín Zocca, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 1 de Delitos Complejos de Zárate-Campana, imputó el viernes a Amendolara del delito de "lesiones gravísimas agravadas por el uso de arma de fuego y por ser funcionario policial", delito que prevé una pena de hasta 15 años de prisión.

A su vez, el fiscal aguardará el resultado de la pericia balística, a realizarse el próximo martes en la sede de la Policía Federal Argentina (PFA) del barrio porteño de San Telmo.


Comentarios


La madre de «Chano» aseguró que su hijo «está hablando» y que se encuentra «muy sensible»