Logo Rio Negro

Neuquén instaló radares de velocidad en los ingresos y calles transitadas

Los seis radares en los acceso de la ciudad y en Olascoaga sirven para cobrar multas, pero los primeros seis meses lo usarán sólo para control de movilidad, sin infracciones: cuántos vehículos ingresan a diario y a qué velocidad.





Un enorme portal de luces azules fluorescentes atraviesa de lado a lado los seis carriles de la avenida Doctor Ramón, en la zona de ingreso a la capital neuquina desde el acceso norte, el que viene de Vaca Muerta. Es uno de los nuevos radares para control de ingreso vehicular, un sistema de control que se instaló la semana pasada y que mañana estará en condiciones de funcionamiento.

El municipio pagó 53 millones de pesos por el sistema de control vehicular inteligente y radar. Mañana por la mañana el intendente Mariano Gaido los pondrá en funcionamiento.

El subsecretario de Protección Ciudadana, Francisco Baggio, aclaró que los primeros seis meses no habrá multas, servirán para controlar el flujo de tránsito en el lugar y los infractores, para decidir luego si se inician multas por excesos de velocidad.

Los datos del vehículo, la patente y los infractores son confidenciales y van a la central de monitoreo, donde sólo se conoce por parte del observatorio vial municipal y de la policía. Es que el sistema se podrá utilizar para chequear o verificar información en caso de un siniestro vial o situaciones vinculadas al delito, aseguró Baggio.

“Queda la patente, el vechículo que pasó y la velocidad en un registro de monitoreo; el objetivo es cuidar a los vecinos y permite establecer quiénes están circulando a alta velocidad”, sostuvo el funcionario.

 

La empresa que resultó adjudicada entregará el sistema llave en mano. Hace 10 días comenzó la instalación y mañana concluirá con la puesta en funcionamiento de los seis radares. Ya están calibrados, dijo Baggio. “Nos permitirá tener la estadística de los autos que ingresan, la movilidad en tiempo real, en qué franjas horarias y a qué velocidad”, destacó.

Agregó que permitirá registrar los momentos de continuos embotellamientos y sacar información y datos para mejorar la circulación en los ingresos de la ciudad tanto desde Cipolletti como desde el Vaca Muerta y el tercer puente.

Sobre la calle Leloir, frente a un himerpercado, se instaló uno de los puntos. Foto: Florencia Salto.

Detalló que el sistema de radares instalado permitirá el conteo vehicular, el monitoreo del flujo de tránsito, cumplirá con el efecto «disuasivo» de reducción de altas velocidades. «Las multas no es algo que hayamos evaluado en esta etapa; el aspecto contravencional se activará según las estadísticas de la etapa de control, que será de seis meses. Vamos a evaluar y ver el aspecto contravencional, por ahora es educativo y disuasivo». sostuvo.

“Se van a generar datos para tomar decisiones”, aseguró el funcionario.


¿Como funcionan?


Desde el automóvil, quien conduce conocerá a qué velocidad lo cruza, si circula a más de 60 kilómetros en Ruta 7 o más de 40 en la Avenida Olascoaga. Las luces del cartel colgante se encienden y alertan al conductor, mientras que en la central de monitoreo, el sistema registra la patente y velocidad del automóvil que pasó por el lugar.

Respecto a las multas, Baggio reconoció que el sistema registra minuto a minuto todas las contravenciones con el registro de la patente y la velocidad del vehículo que pasa por debajo del puente colgante o del instalado en la Doctor Ramón, tanto al ingreso a la ciudad como a la salida hacia los barrios del noroeste: desde alta Barda a Parque Industrial.


¿Dónde están?


En total son seis dispositivos instalados en los accesos a la ciudad y en la Avenida Olascoaga al 1700, donde los vecinos se quejan de las picadas. El más visible es el que está ubicado frente al nuevo shopping del alto, en los laterales de la Ruta 7.

El segundo colgante está ubicado sobre los dos carriles de ingreso a Neuquén, bajo el puente aéreo que cruza la avenida Alfonsín para el ingreso a Copol – Alta Barda.

Los otros cuatro son tótems con las mismas funciones, pero menos visibles: están ubicados en las inmediaciones del puente Cipolletti- Neuquén, en cercanías de Primeros Pobladores y sobre la Olascoaga, a la altura de Jardines del Rey o el tenis Club.

Antes de la inauguración, el tótem de ingreso desde Cipolletti quedó inutilizado por un conductor, que lo arrancó. “La municipalidad accionará contra el seguro del titular del vehículo, es un bien público que se deberá reponer”, sostuvo Baggio.

Según dijo el subsecretario, el sistema fue solicitado por los vecinalistas que pedían un relevamiento en zonas de continuos accidentes y de conflicto por picadas, como en la Olascoaga. “En una ciudad moderna, vamos con el uso de tecnología que nos permita optimizar el trabajo: esto fue una labor de la secretaría de Modernización que conduce Javier Labrín, en conjunto con tránsito y el Observatorio Vial”, sostuvo Baggio.

Esto ha dado resultado en otros lugares. Se termina de instalar hoy, ya están calibrados y cuando el intendente dé la orden, lo ponemos en funcionamiento».

Francisco Baggio, subsecretario de Protección Ciudadana y Medio Ambiente de la comuna
También habrá controles en los puentes sobre la Ruta 7 en el tramo que es considerado urbano. Foto: Florencia Salto.

Comentarios


Seguí Leyendo

Logo Rio Negro
Neuquén instaló radares de velocidad en los ingresos y calles transitadas