Observan mucha circulación de personas en barrios de Bariloche

Así opinó el médico Felipe de Rosas, responsable del Centro de Salud del barrio El Frutillar, ubicado en la zona más poblada de la ciudad. Dijo que la emergencia a raíz del coronavirus obligó a cambiar la modalidad de trabajo, pero siguen brindando varias prestaciones.  




Noticias Diarias
>
Recibí las noticias
que te interesan
NEWSLETTER

El Centro de Salud del barrio El Frutillar cumple una función clave en la atención primaria de la población de esa zona de Bariloche. (Gentileza)

El Centro de Salud del barrio El Frutillar cumple una función clave en la atención primaria de la población de esa zona de Bariloche. (Gentileza)

El coronavirus obligó a cambiar la modalidad de trabajo en casi todos los ámbitos. Los Centros de Salud, que son la primera barrera de atención asistencial, no estuvieron exentos y tuvieron que adaptarse.

Estamos aprendiendo de esta nueva modalidad de atención”, explicó esta tarde de miércoles el médico Felipe De Rosas, a cargo del centro de salud del barrio El Frutillar.

Dijo que se percibe temor en la gente. Y recomendó hacer las consultas, llamar para despejar dudas ante posibles problemas de salud urgentes. “Hubo una persona con apendicitis, que se quedó tres días en la casa por el miedo al contagio y derivó en una peritonitis”, aseguró el médico. El caso ocurrió días atrás.

Aclaró que la guardia del hospital está organizada para atender urgencias y casos sospechosos por coronavirus. Está todo separado para prevenir los contactos entre pacientes.

“Lo que estamos viendo es que no se está respetando la cuarentena”, observó el médico. “La única vacuna que tenemos es que la gente se quede en la casa”, recordó.

Enfatizó que en Bariloche hay circulación comunitaria del virus. Por lo tanto, es fundamental evitar las salidas y reducirlas al mínimo. “Hay mucha circulación desde hace dos semanas. También hay mucha necesidad y la línea es muy fina”, opinó. Reiteró que a mayor circulación de personas más posibilidades de contagio.

Dijo que en el Centro de Salud del barrio El Frutillar siguen brindando prestaciones, como la vacunación de niños, niñas, de jubilados, control de embarazadas. Además, se están entregando medicamentos y se atienden las urgencias, para su derivación en el caso de que sea necesario al hospital Ramón Carrillo.

Recordó que los turnos programados están suspendidos en todos los centros de salud de la ciudad. Comentó que las consultas por malestares respiratorios se derivan al hospital Ramón Carrillo.

De Rosas comentó que implementaron un esquema de trabajo con franjas horarias para hacer la limpieza y desinfección del centro de salud, que atiende a los habitantes del barrio El Frutillar, uno de los más populosos de la ciudad, y alrededores.

Dijo que en el caso de la medicación, los pacientes les mandan la foto de lo que necesitan por WhatsApp o en la cuenta de Facebook del centro de salud. Después, se pide el medicamento a la farmacia del hospital y en el caso de los jubilados se pide que otra persona concurra a retirarlo al centro de salud del barrio. Todas son medidas para evitar la circulación de personas en esa zona de la ciudad.

Afirmó que es clave la higiene, lavarse las manos, el uso de tapabocas o barbijos, sacarse la ropa cuando uno llega al domicilio, tratar de salir una vez por semana.

Para comunicarse con el Centro de Salud del barrio El Frutillar hay que llamar al 294-4398335-4578775 o 4954958 desde las 8 hasta las 18 o a la cuenta de Facebook.

Recordó que el teléfono del hospital Ramón Carrillo para consultas es el 4409440. Es un número fijo con turnos rotativos.


Comentarios


Observan mucha circulación de personas en barrios de Bariloche