Pilcaniyeu, el pueblo al que el virus esquiva por ahora

La localidad se mantiene alerta por su cercanía con Bariloche que volvió a superar la barrera de los 300 casos.




Solicitaron la intervención del Tribunal de Cuentas de Río Negro. Foto: archivo

Solicitaron la intervención del Tribunal de Cuentas de Río Negro. Foto: archivo

A seis meses del primer caso de coronavirus en Río Negro, Pilcaniyeu se mantiene invicta. Apenas tuvo cuatro casos sospechosos que se descartaron a las pocas horas.  

Aún sin registrar contagios, la localidad se mantiene alerta por su cercanía con Bariloche que volvió a superar la barrera de los 300 casos.  

Néstor Ayuelef, intendente de esa localidad, ubicada a solo 65 kilómetros de Bariloche, atribuyó que “han tenido mucha suerte” y que la gente presiona cada vez más “para poder salir”. 

“O somos muy malos y el virus nos tiene miedo o hemos hecho bien las cosas. Lo cierto es que estamos rodeados: de Ingeniero Jacobacci para acá todos los parajes han tenido casos”, señaló y, añadió: “Tenemos medidas que ayudan pero tampoco se cumplen al 100%. Hay gente que va y viene de Bariloche como si nada. No somos tan estrictos con las medidas porque no tenemos suficiente cantidad de agentes”.  

Solo los trabajadores considerados esenciales pueden viajar a Bariloche y el que se traslada, al regreso, debe aislarse 15 días.  

La directora del hospital de Pilcaniyeu, Mercedes Acevedo, consideró que “la población respondió muy bien a las medidas que se tomaron y eso favoreció en el resultado”. De todas formas, resaltó, que “no hay que descuidarse. Siempre le decimos a la gente que no baje los brazos, que no deje de cuidarse”. 

Pilcaniyeu registra unos 1.000 habitantes estables en la zona urbana y alrededor de 400 en la zona rural. “El 99% de la gente de la Sociedad Rural que tiene campos acá vive en Bariloche. Ingresan al pueblo y traen gente”, reconoció Ayuelef. 

Estamos un poco más tranquilos pero sabemos que no podemos dejarnos estar”.

Mercedes Acevedo, directora del hospital de Pilcaniyeu

La comunidad de Pilcaniyeu tiene un contacto directo y frecuente con Bariloche. Los pobladores viajar para comprar, hacer trámites bancarios o por consultas médicas. “De todos modos, al ser una comunidad chica, es más fácil el control. La gente es muy consciente de que no hay que juntarse para no contraer el virus”, agregó Acevedo.  

La intensa nevada que azotó la Línea Sur este invierno también hizo peligrar la situación sanitaria de Pilcaniyeu ya que mucha gente arrimó forraje a los parajes y alimentos para los pobladores. Ayuelef advirtió que debieron pedir auxilio a Bariloche pese “al riesgo de generar contagios”.  

“Comercialmente todos los alimentos vienen de afuera. Restringimos bastante a los proveedores pero ahora ya están ingresando. Vienen, descargan y se van”, detalló. 

Ahogo financiero 

A pesar de la quita del 50% de la coparticipación, Ayuelef destacó que el municipio está al día con el pago de salarios de la planta permanente y política, los planes sociales y los proveedores. También planteó que ya comenzaron a activar las obras que se vieron paralizadas por las condiciones climáticas.  

“Lo de la coparticipación no es una quita indiscriminada sino que es general. Esa cadena entre nación, provincia y municipios, lógicamente ha influido en nuestros ingresos. Pilcaniyeu depende mucho de la coparticipación”, sostuvo Ayuelef. 


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


Pilcaniyeu, el pueblo al que el virus esquiva por ahora