Shell inauguró su gran planta y apuesta a aumentar las exportaciones de Vaca Muerta

La firma puso en marcha la nueva planta de procesamiento de petróleo que le permitirá triplicar la producción en un año y medio. Tan solo en este año esperan contar con 30.000 barriles por día, y profundizar los envíos al exterior.




La petrolera angloholandesa Shell no se dejó vencer por la pandemia de coronavirus, y siguió adelante con la construcción de su gran planta de tratamiento de petróleo de Vaca Muerta, que acaba de inaugurar y que le permitirá a la firma cambiar radicalmente su rol en la formación shale argentina, ya que en apenas un año y medio esperan triplicar su producción hasta los 42.000 barriles de crudo por día, y generar un saldo suficiente para apostar de forma regular al mercado exportador.

Así lo dio a conocer el presidente de Shell Argentina, Sean Rooney, en la inauguración virtual de la planta de procesamiento o CPF (por su sigla en inglés Central Processing Facility) que realizó hoy la firma junto al gobernador Omar Gutiérrez, el ministro de Energía, Alejandro Monteiro, y el presidente de Gas y Petróleo del Neuquén (GyP), Alberto Saggese, la firma estatal que es socia en los desarrollos.

“Estamos muy contentos con esta inauguración porque es un ejemplo de un gran trabajo en equipo en medio de desafíos inéditos. Hace dos años y medio, cuando tomamos la decisión de inversión, no podíamos anticipar todo lo que íbamos a tener por delante”, indicó Rooney.

Y detalló que en la construcción de esta planta que ya triplica la capacidad de procesamiento de Shell, que hasta ahora era de 12.000 barriles por día, "participaron 3.000 personas, con picos de presencia de hasta 700 personas, y demandó 1.500.000 horas de trabajo".

La CPF demandó una inversión de 80 millones de dólares que formaron parte de los 300 millones de dólares que la firma invirtió el año pasado, mismo momento que espera invertir en Vaca Muerta en los próximos dos años para sumar 30 nuevos pozos por año, y que ya llevaron a la compañía a haber invertido 1.000 millones de dólares en la formación shale.

Rooney dio a conocer el plan de desarrollo de Shell en Vaca Muerta para los próximos años.

Rooney explicó que la firma está perforando hoy con 4 equipos y contó que el plan de la firma es continuar con ese nivel de actividad. “Esperamos llegar a los 30.000 barriles de petróleo por días antes de fin de año y a los 42.000 en 2022”, indicó ante la consulta de Energía On. Y destacó que por ello “esperamos exportar más: ya hemos exportado cuatro buques de crudo Medanito y cada buque está recibiendo mejor precio porque los mercados están aprendiendo y reconociendo el Medanito por lo que nuestro plan es incrementar la cantidad y la frecuencia de las exportaciones”.

Rooney señaló que "pensamos exportar el 25 ó 30% de la producción, pero depende del mercado doméstico, de cuánto necesite". Aunque advirtió que el mercado local "no debe ser una venta distinta de la exportación, si los precios son competitivos, nos da lo mismo vender a refinerías o exportar".

La nueva planta puesta en marcha el pasado 1 de junio tiene capacidad para procesar 30.000 barriles por día y se suma a los 12.000 que ya posee en la EPF.

Por su parte, Sagesse aseguró que desde GyP están "orgullosos de formar parte del proyecto que reafirma que el primero de los grandes proyectos de GyP nos da la pauta de que emprendimos el camino correcto". Y detalló que este salto en la capacidad productiva "implica para GyP un horizonte muchísimo más importante con la producción de petróleo que nos agregará este proyecto, que levanta la imagen y la facturación de GyP".

Desde Shell los planes de desarrollo podrían ser mucho mayores a futuro si las condiciones de mercado acompañan a Vaca Muerta, ya que Rooney explicó que los tres bloques que la firma tiene en desarrollo masivo (Cruz de Lorena, Sierras Blancas y Coirón Amargo Sur Oeste) "tienen más potencial, más de 70.000 barriles por día, y si hay condiciones son competitivas podemos construir otra planta igual a ésta en los próximos años".

Rooney contó que el proyecto de una segunda CPF de otros 30.000 barriles por día de capacidad "estaba previsto hacerlo enseguida, pero los cambios de condiciones en principal el decreto 566/19 (del barril criollo del macrismo) nos llevó a suspender ese desarrollo y también la caída de precios hizo imposible para el año próximo".

Sin embargo, Rooney es positivo y aseguró que "esperamos la ley de Fomento de Inversiones y los precios internacionales para ver cuándo es el mejor momento de lanzarla", ya que remarcó que "estamos listos para cuando las condiciones estén".

En tanto que el gobernador destacó el rol de Shell tanto el año pasado como este en Vaca Muerta, ya que indicó que durante el año del golpe pandémico la firma fue la segunda operadora en sumar más pozos en la formación con 32 nuevos pozos, y destacó que en este año "el incremento de 18.000 barriles por día que hará Shell representa el 10% del incremento general que estamos estimando que tendrá la producción de petróleo de la provincia en este año que calculamos que llegará a los 235.000 barriles por día".


SUSCRIBITE AL NEWSLETTER ENERGÍAON
Todos los martes a las 8 con información de la industria energética.

Comentarios


Shell inauguró su gran planta y apuesta a aumentar las exportaciones de Vaca Muerta