Trekking de invierno a los refugios

El Frey y el Jakob permanecen abiertos en Bariloche para estas vacaciones de invierno. Llegar es mucho más exigente que en el verano, pero el premio es inolvidable.



El refugio Frey está siempre abierto y ese es un incentivo para los que se atreven a desafiar la pesada nieve durante más de 5 horas de caminata. No es un trekking cualquiera en esta época y lejos está de aquel trayecto fácil del verano que permite ir y volver en cuestión de horas.

En invierno el recorrido para llegar al refugio emblemático del Club Andino Bariloche es mucho más duro ya que está ubicado a unos 1700 metros sobre el nivel del mar, a 10 kilómetros de distancia de la base del cerro Catedral y con 700 metros de desnivel máximo.

Para acudir se recomienda utilizar raquetas y bastones que facilitan el andar sobre la nieve. Todo el trayecto prácticamente tiene nieve y es abundante.

El camino tradicional es el más transitable en estas condiciones: se inicia en el estacionamiento del cerro Catedral, se camina por una huella ancha que se transforma en sendero dirigiéndose al Valle del arroyo Van Titter donde se comienza a subir. Un descanso en Piedritas es parte de la parada obligada para tomar impulso para el tramo final, con el mayor desnivel para afrontar.

Es imprescindible contar con buen calzado y ropa de invierno. Según indican los andinistas experimentados, el tiempo estimado en llegar al refugio varía según la experiencia de cada uno.

“Con nieve se tarda casi el doble que sin nieve, es decir entre 5 y 10 horas según el estado físico, el equipo y la experiencia de cada uno”, indican desde el refugio.

Advierten los refugieros que con las nevadas “las ramas de los árboles y arbustos quedan aplastadas por el peso de la nieve, ofreciéndonos así infinidad de obstáculos a sortear” y agregan que hay riesgos por posibles avalanchas.

La recomendación es caminar con la primera luz del día y llevar al menos un litro de agua por persona, algo dulce para comer y termo con té o algo caliente. Es importante también llevar una bolsa de dormir abrigada.

Para ir al Frey no solo hay que completar el registro de trekking del Parque Nacional Nahuel Huapi, que es obligatorio, sino que también se debe reservar un lugar a través de la página web del refugio y chequear el estado del sendero y del tiempo.

En el refugio el pernocte cuesta $ 700 (hay que llevar bolsa de dormir). Si se opta por media pensión el costo es de $ 850 (incluye pernocte, desayuno y uso de cocina). Con cena simple el valor llega a $ 1.150.

Jakob: salidas programadas

El refugio San Martín, más conocido como Jakob, tiene este invierno una experiencia única y ofrece a residentes y turistas la posibilidad de participar de salidas programadas con guías para vivir la nieve de otra manera y contagiarse del espíritu de aventura de este refugio entrañable.

En la memoria de los amantes de la montaña quedó registrada la fecha del 6 de julio de 2017 cuando circuló la información de que el histórico Jakob, construido en los años ‘50 había sido destruido por un incendio presuntamente intencional.

El Jakob. A 1.600 msnm. En verano se llega en 6 horas, en invierno el tiempo se duplica.

De inmediato la gente del andinismo puso manos a la obra para su reconstrucción y el 21 de abril de 2018 fue inaugurado el nuevo refugio construido en dos plantas, con un amplio salón luminoso para contemplar de las vistas.

Este invierno el refugio organiza salidas programadas con el acompañamiento de los refugieros con fechas preestablecidas y con reserva previa. Hay cupos limitados por eso hay que anticiparse para vivir esta aventura. Este fin de semana se realiza una salida grupal.

La próxima será del 26 al 28 de julio y en agosto del 2 al 4, del 16 al 19 y el último fin de semana del mes del 31 de agosto al 1 de septiembre (para consultar y reservar se debe llamar al teléfono 0294 154392082)

El dato

200 m²
es la dimensión del nuevo refugio Jacob que fue reconstruido en el 2017.

Para llegar al refugio se parte desde la picada que comienza sobre la Ruta provincial 252, a un kilómetro del puente vial sobre el arroyo Casa de Piedra (a la altura de kilómetro 13) desde el conocido Tambo de Baez.

Desde ese punto se ingresa en un bosque de coihues y comienza la aventura con nieve profunda. El recorrido tiene 18 kilómetros de extensión y 800 metros de desnivel.

El refugio está ubicado a 1600 metros sobre el nivel del mar junto a una laguna que ofrece increíbles postales. En verano es habitual hacer el recorrido en 6 horas, tiempo que se multiplica en invierno por la nieve.


Comentarios


Trekking de invierno a los refugios