Antonella, la joven de Neuquén que brilló en La Voz Argentina: "No puedo creer que viví eso"

Todo ha cambiado en la vida de la neuquina de 20 años que atiende una heladería. Agradeció el cariño que recibió del público.

Antonella Domínguez, una neuquina de 20 años estuvo desde anoche en boca de todos después que deslumbró a los coaches de La Voz Argentina y aseguró su permanencia en el certamen televisivo.  Con su versión de "Amor Completo" cautivó a  Lali Espósito y Soledad Pastorutti que no dudaron en pulsar el botón rojo y de esa manera invitar a la joven a sus equipos. Toto, como es conocida  entre quienes la quieren, expresó que su sueño es poder vivir de la música y cree que la participación en el certamen le abrirá puertas dentro de ese camino que anhela desde muy chica. Desde esa noche su vida cambió.

Durante la devolución los artistas le destacaron su vibrato y durante los intercambios hubo momentos de emoción como cuando compartió un dúo con Ricardo Montaner. También momentos distendidos donde incluso Mau y Ricky, Montaner, Soledad y Lali abandonaron el estudio y se encontraron con la mamá de Antonella y su primo.

-¿Cómo es tu día a día en Neuquén? ¿A qué te dedicás y qué cosas te gustan hacer?

-La verdad es que es bastante rutinario. Yo trabajo en una heladería y cafetería en atención al público. Además de eso obviamente me dedico a la música todos los días, a componer un poco, a subir contenido a las redes.

-¿Desde cuándo empezaste a incursionar en la música?

-Desde toda la vida se podría decir. Desde que tengo memoria, siempre me encantó y fue lo que siempre soñé el poder hacer del pequeño talento –por así decirlo- a algo más grande y día a día irme perfeccionando. Desde muy chiquita –según mi mamá- desde la panza, me volvía loca cuando tocaba la guitarra y cantaba ella.

-¿Qué recordás de las primeras veces que has cantado frente a un público?

-Recuerdo que las primeras veces que canté frente a personas fue en la iglesia. Yo de chica iba mucho a la iglesia y fue mi pie  para empezar a mostrarme y sacarme un poquito la vergüenza también.

-Dentro de la música ¿Te identificás con algún estilo en especial?

-La verdad que mis gustos sobre lo que hago en la música son muy amplios. Me gustan muchos estilos. Mis repertorio es muy variados. Si puedo decir que me identifico con algo es con la música flamenca pero un más moderna. Me gustan mucho los cantantes españoles y los admiro un montón. Parte de mi repertorio va más por ese camino.

-¿Qué lugar ocupa la música en tu vida?

-Lo veo como que va más allá de un hobby o  de algo que haga porque me entretiene y me gusta. En la música encuentro un refugio, sanación. Lo hago porque de verdad lo siento en el corazón, creo que es parte de mí y jamás podría dejar de hacerlo.  Siento muchísimo amor por la música así que ocupa todos los lugares en mi vida.

-Pensando un poco lo que contaste en la audición sobre tu papá ¿Ha sido un sostén la música en momentos complicados?

-En mi audición hablé de mi papá porque ha sido un pilar en mi vida. Me llevaba en bicicleta a la escuela de música tres veces a la semana. La verdad es que nuestra situación económica cuando era mucho más chica no era la mejor, entonces mi papá hacía todo lo posible porque no falte a una clase y no me pierda ningún evento, ninguna audición, ningún show.  Él estaba siempre ahí,  recuerdo en mis audiciones en la escuela de música de piano, mi papá estaba ahí  presente, por más que no había nadie y se emocionaba. La verdad que siempre llora al verme. Creo que es la persona que puedo decir que siempre estuvo y siempre me apoyó en esto de la música.   

-¿Te gustaría dedicarte a la música?

-Me encantaría dedicarme a la música. Es lo que siempre soñé. También soy consciente de que es muy complicado. Pero si, muchas veces pensé en dejar el trabajo y dejar todo para dedicarme al 100 por ciento. Sé que en algún momento lo voy a poder lograr y va a llegar.

-¿Tenés algún referente?

- Tengo muchísimos. Pero dos grandes personas de la que aprendo en la música -y que crecí acompañada de ellos-  son  Alejando Sanz y Abel Pintos.

-¿Hay una vinculación entre fe y música en tu vida?

-Si hay un vínculo entre la fe y la música en mi vida. Para mí, van de la mano.

-¿Cómo fue cuándo te enteraste qué ibas a participar de la audición a ciegas en La Voz Argentina? ¿Dónde estabas en ese momento?

-Fue muy loco, porque a mí me llamaba un número desconocido, y yo no lo atendía, y venía varios días insistiendo. Y me llega un mail y leo algo de la audición no sé… de “La Voz…”, hasta la vista tenía nublada. Recuerdo que no sabía qué hacer y mi compañera de trabajo me tuvo que leer el mail porque me agarré una desesperación que no la podía aguantar,  me largué a llorar. Al ratito me llamaron, estuve hablando con la producción. Era un sueño que, recién puedo decir hoy, que estoy cayendo”.

-En tu audición a ciegas ocurrió de todo. Los coaches te elogiaron, hiciste un dúo con Montaner, Lali y la Sole se pelearon por tenerte, estuvo tu familia. ¿Qué fue lo que más te emocionó de todo lo que pasó?

-Mi audición fue una cosa de locos. Yo no lo puedo creer. Pasaron tantas cosas en tan poco tiempo. Lo que más me emocionó fueron las palabras de Lali y la Sole que las tengo muy grabadas en la cabeza. Me dijeron que mi voz era muy especial y muy única y creo que es eso lo que un artista busca: ser original y tener su propia esencia. Y eso es lo que –hasta ahora- lo recuerdo y lloro.  Todo lo que pasó me conmovió muchísimo.

-¿Cómo fue cantar a dúo con Montaner?

-Fue un sueño cumplido. Creo que todos crecimos –por lo menos de mi generación- escuchando canciones de Montaner que son super conocidas y también viéndolo como un referente de la música. Y tenerlo en frente y cantar con él fue increíble. La verdad que esa canción “Te adoraré” yo la canto todo el tiempo, y en ese momento no sé qué me pasó, hasta se me olvidaba la letra, pero igual pude remontarlo. No puede creer que viví eso.

-¿Por qué te inclinaste por elegir a Lali?

-Porque lo que me dijo me compró por completo. Me sentí súper halagada y sentía que realmente ella quería tenerme en su equipo. Además, fue la primera que se dio vuelta. Y yo siempre dije: “el primero que se da vuelta es porque algo siente ¿no? y quiere tenerme en su equipo”. Tengo muchísimo para aprender con ella. Es una estrella del momento y además es súper carismática, una persona muy humilde y de buen corazón  - porque se le ve de lejos y los podés ver en sus ojos también-. Por eso me incliné por Lali.

-¿Cómo fue la repercusión en Neuquén y entre tus conocidos después que se transmitió el programa del domingo?

-Fue increíble para mí. Porque termina mi audición, agarro  el celular, y la cantidad de mensajes que me empezaron a llegar era increíble. Se me trababa el celular, no me daban las manos para responder la cantidad de mensajes de la gente de mi provincia, del lugar donde crecí. Gente que me vio crecer en la música desde muy chiquita. Yo no podía parar de emocionarme porque no podía creer el cariño que me tiene la gente de mi lugar. Les agradezco muchísimo el amor que recibo ellos día a día.

-¿Cómo crees que puede cambiar tu vida a partir de la participación en La Voz Argentina?

-Creo que mi vida va a cambiar en todo sentido porque La Voz Argentina me está marcando muchísimo. Es un paso por un camino enorme. Sé que se abren muchas puertas. Sé que lo que hacía desde mi lugarcito con la poca gente que me conocía y que ahora me está escuchando  el país. La verdad  que siento que ya con eso yo ya gané.

Antonella. es la octava integrante del equipo de Lali Espósito. Foto: Gentileza Telefé

La participación de Antonella Domínguez se suma a la de otros neuquinos que también supieron brillar en el reality de música en ediciones anteriores del certamen. Es el caso de Gabriela Muñoz que se lució interpretando el tema “Muchacha ojos de papel” y que integró el equipo de Axel. También, Antonio Salvatore, que llegó hasta la segunda fase del certamen y que formó parte del equipo de Soledad Pastorutti. Un neuquino incluso estuvo cerca de resultar ganador. Se trata de Mariano Poblete, que llegó a la final de la mano de Miranda y obtuvo el segundo lugar por voto del público en una edición que tuvo como ganador a Gustavo Corvalán.


Comentarios


Antonella, la joven de Neuquén que brilló en La Voz Argentina: «No puedo creer que viví eso»