“Hasta yo me he rajado la cabeza”



NEUQUÉN (AN).- El lote que la policía mantenía en resguardo lleva el apellido de la expareja de García. Es una extensa granja donde a simple vista se ven numerosos animales: caballos, gallinas, pavos y chanchos. Jorge García, en diálogo con “Río Negro”, negó las acusaciones de su mujer y afirmó que trabaja codo a codo con ella. Admitió que “como toda pareja hemos tenido nuestras discusiones, en los últimos días habíamos discutido, pero no es cierto lo que se ha dicho en los medios”.

Agregó que “mis hijos son testigos de cómo eran las cosas, yo no la tenía encerrada y cuando revisen mi casa no van a encontrar ningún lugar como para tener en cautiverio a una persona. Yo todas las mañanas salía temprano a comprar comida para los animales y ella quedaba sola, los vecinos lo pueden confirmar”, explicó. También negó tener armas y aseguró que “lo único que tengo son cuchillos que uso para carnear los animales”.

Sobre el golpe que ella tiene en la cabeza, y que según la denuncia fue con una tenaza, respondió: “No es así, nosotros trabajamos con animales, a veces hay clavos y a veces hay chapas. Uno por ahí se agacha a levantar palets, porque trabajamos con palets, y se golpea, hasta yo me he rajado la cabeza”.


Comentarios


“Hasta yo me he rajado la cabeza”