La escuela de Títeres de Neuquén no pude volver a la presencialidad por una pérdida de gas

La comunidad educativa realizó una protesta esta tarde en la escuela.




Desde la explosión de la Escuela de Aguada San Roque, que ocasionó la muerte de una docente Mónica Jara y los operarios Nicolás Francés y Mariano Spinedi, las instituciones educativas evidenciaron severos problemas con el servicio de gas, entre otros problemas edilicios. Esta situación también afecta a una de las escuelas artísticas de Neuquén.  

La Escuela provincial de Títeres “Alicia Murphy”, y un sector de la subsecretaría de Desarrollo Social no superó la prueba de hermeticidad. Por consecuencia, Camuzzi cortó el servicio de gas que comparten ambos edificios.

Al quedarse sin calefacción no se puede retomar la actividad presencial. “Arreglen la escuela de títeres”, decía el cartel que era sostenido por uno de los pequeños estudiantes.  “Necesitamos una escuela segura”, indicaba otro letrero. La comunidad educativa de la escuela realizó un reclamo esta tarde para visibilizar su situación.

Funcionarios de Obras Públicas y de Infraestructura Escolar recorrieron la escuela y se comprometieron a realizar las mejoras que habían sido reclamadas desde el inicio de este año. El personal de la escuela mencionó “había olor a gas” en diversos sectores de la escuela.    

Según el relevamiento de ATEN, casi el 42% de las escuelas de Neuquén que requiere mantenimiento, necesitan con urgencia la reparación de los calefactores y revisión de las redes de gas. Según el director de Infraestructura Pública de Neuquén, Emanuel Accatino, informó son entre 80 y 90 las escuelas que tienen problemas.


Escuchá la entrevista a Alejandra Kasjan en RN RADIO:

Escuchá más entrevistas como ésta en RN RADIO por FM 89.3 (en Neuquén Capital) o desde la web por rionegro.com.ar/radio 

Foto: Gentileza

Comentarios


La escuela de Títeres de Neuquén no pude volver a la presencialidad por una pérdida de gas