Por la sequía, pedirán la emergencia hídrica nacional para Neuquén y Río Negro

La crítica situación de las cuencas, por la prolongada sequía y la falta de nieve, anticipa una compleja situación hasta para el abastecimiento de agua para consumo. El Neuquén y el Colorado proyectan los escenarios más delicados. Elaboran un proyecto de Ley.

Los 13 años de sequía y el bajo nivel de precipitaciones en lo que va de 2021, obligó a la Autoridad Interjurisdiccional de Cuencas (AIC) a declarar, por unanimidad, la emergencia hídrica para las cuencas del Neuquén, Limay y Negro. Eso garantiza un manejo defensivo de los caudales disponibles en los embalses de la región. Sin embargo, creen que no será suficiente para enfrentar el déficit que se proyecta para los próximos meses y que podría afectar hasta la captación de agua para potabilizar, por lo menos, en la cuenca del Neuquén.

La diputada Alma Sapag (MPN) está trabajando un proyecto de ley para declarar la emergencia hídrica nacional, como se hizo con la cuenca del Paraná. La intención es que no solo sea un paraguas para la región sino que tenga aplicación nacional. De esta manera se podría costear obras, como la canalización o el dragado de cauces, para garantizar el abastecimiento de agua, el impacto en el sector productivo y la contención de incendios producto de la sequía.

En este contexto, desde el gobierno de Neuquén se inició desde ayer un trabajo de relevamiento para proyectar las obras que se requerirán para reducir y paliar el impacto de la sequía, sobre todo en los meses más cálidos.

“Se decidió iniciar un recorrido a partir de hoy con el EPAS (por ayer) y en un trabajo con los distintos municipios, para ver qué requerimientos tienen los intendentes para hacer frente a una muy probable problemática de sequía durante este verano”, comunicó el subsecretario de Recursos Hídricos, Horacio Carvalho.

Cada requerimiento variará según cada lugar. “Por ejemplo alguna localidad que tenga el río, al bajar el caudal puede necesitar mejorar la bocatoma o la captación para agua potable, o realizar alguna perforación en aquellos lugares donde no hay río, o mejorar la captación en alguna vertiente”, anticipó Carvalho sobre algunas de los trabajos proyectados.

Cipolletti con restricción

Desde Aguas Rionegrinas informaron que debido al bajo nivel de caudal del río Neuquén, la planta potabilizadora principal redujo la producción de agua.

El jefe de servicio, Luis Flores indicó que “estamos trabajando con dos de las tres bombas que tenemos en la zona de captación de agua en el río, por lo que el suministro presentará una disminución en la presión que afectará a los vecinos de Cipolletti”.


¿Qué significa una emergencia nacional?


Esta semana el gobierno nacional decretó la emergencia hídrica para siete provincias por la sequía de la cuenca del Paraná. Esto habilitó líneas de crédito y asistencia financiera para atender las necesidades del sector productivo. Además ordena a distintos ministerios nacionales a asistir con obras y fondos para las tareas de canalización y dragado, hasta la contención de posibles incendios producto de la falta de humedad.

En Neuquén la zona más complicada sería el norte y toda la cuenca del río homónimo. El auxilio buscado apunta a costear obras de abastecimiento, asistencia a la producción y también para el sector de la generación.


Comentarios


Por la sequía, pedirán la emergencia hídrica nacional para Neuquén y Río Negro