Murió el director del hospital de Wuhan, epicentro del coronavirus

Es uno de los centros médicos donde diariamente se atienden cientos de casos que se detectan en la población. Es el séptimo sanitarista que muere por esta patología.



Liu Zhiming tenía 51 años y murió tras contagiarse la enfermedad en el hospital.

Liu Zhiming tenía 51 años y murió tras contagiarse la enfermedad en el hospital.

Liu Zhiming, director del principal hospital de esa ciudad murió a los 51 años tras infectarse con el virus, informó la comisión de salud del lugar.  

Liu se convirtió de esa manera en el séptimo trabajador sanitario que fallece por el COVID-19 de los más de 1.700 médicos y enfermeros contagiados en China. El departamento de salud de la ciudad anunció que se infectó y falleció a pesar de todos los intentos para salvarlo.

En el anuncio sobre el deceso, la comisión de salud de Wuhan dijo que había formado parte de la batalla contra el virus desde el inicio y había realizado "contribuciones importantes en el trabajo de lucha y control del nuevo coronavirus".

"Lamentablemente se infectó y falleció a las 10:54 horas del martes a los 51 años luego de que todos nuestros esfuerzos por salvarlo fracasaron'', dice el comunicado.

Su muerte se produce mientras las autoridades chinas celebraban con cautela una reducción en el número de nuevos casos y decesos diarios, además de los resultados de un estudio que muestra que la mayoría de la gente que contrajo el virus sufrió solo síntomas leves.

Este martes, China reportó 1.886 nuevos casos y otras 98 muertes por coronavirus en su actualización sobre la enfermedad. En el territorio continental, el número de decesos reportados subió a 1.868 y el total de casos confirmados a 72.436.
Wuhan y las ciudades colindantes en la provincia de Hubei registran la mayoría de los infectados y decesos, lo que llevó al gobierno a imponer una prohibición para viajar que se ha extendido a varias partes del país y que ahora incluye un autoaislamiento de 14 días para cualquiera que viaje fuera de su distrito.

Además, en Wuhan se levantaron dos nuevos hospitales prefabricados para atender a los pacientes y se movilizó a miles de trabajadores médicos desde otras partes del país para ayudar.

Un estudio del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades de China halló que más del 80% de los infectados padecían síntomas leves y que el número de nuevas infecciones parece estar bajando desde principios de mes. El director general de la Organización Mundial de la Salud, Tedros Adhanom Ghebreyesus, señaló en una conferencia de prensa que es demasiado pronto para saber si la tendencia a la baja se mantendrá, pero "todos los escenarios siguen sobre la mesa".

El aparente descenso en el número de casos se produce tras un importante incremento la semana pasada luego de que la provincia de Hubei, la más afectada, empezó a contarlos en base a los diagnósticos de los doctores, sin esperar por los resultados de las pruebas de laboratorio. Las autoridades sanitarias locales explicaron que el cambio buscó tratar más rápido a los pacientes.

El estudio del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades examinó 44.672 casos de COVID-19 confirmados en China hasta el 11 de febrero. El 14% de los pacientes sufrió síntomas graves como neumonía, y el 5% tuvo un cuadro crítico. La tasa de mortalidad era del 2,3% (2,8% en hombres y 1,7% en mujeres).

Con información de AP.


Comentarios


Murió el director del hospital de Wuhan, epicentro del coronavirus