Djokovic es dueño de una empresa que investiga tratamientos contra el coronavirus

Según explicó hoy el director de la compañía, el serbio es cofundador y accionista mayoritario de una empresa biotecnológica dinamarquesa que trabaja en un tratamiento contra el coronavirus.





Novak Djokovic, recientemente expulsado de Australia tras un conflicto diplomático por no estar vacunado contra el coronavirus por lo que no pudo jugar el Abierto de tenis de ese país, es cofundador y accionista mayoritario de una empresa biotecnológica dinamarquesa que trabaja en un tratamiento contra la Covid-19, según explicó hoy el director de la compañía.

«Es uno de los fundadores de mi compañía, creada en junio del 2020″, dijo Ivan Loncarevic, director de la empresa dinamarquesa QuantBioRes.

Los estatutos de la empresa biotecnológica muestran que Djokovic y su esposa, Jelena, poseen entre los dos el 80 por ciento de QuantBioRes, empresa que emplea en la actualidad a una veintena de personas en Dinamarca, Eslovenia, Australia y en Gran Bretaña.

«Nuestro objetivo es desarrollar una nueva tecnología para combatir los virus y las bacterias resistentes y hemos decidido utilizar la Covid como vitrina. Si lo conseguimos con la Covid-19, lo lograremos con todos los demás virus», indicó el ejecutivo de la empresa de biotecnología.

Loncarevic añadió que «la sociedad planea lanzar ensayos clínicos en Gran Bretaña a mediados de este año».

La empresa, de la que el número 1 del ranking de la ATP cuenta con la mayoría del capital, es una pequeña firma dinamarquesa que en su web explica que dispone de una tecnología llamada RRM, para el desarrollo de tratamientos y curas para retrovirus y bacterias resistentes.

El equipo de la empresa lo conforman bioquímicos, físicos, ingenieros y programadores.

La compañía, con sede en Copenhague (capital de Dinamarca), ya cuenta con diferentes estudios sobre los mecanismos de infección del coronavirus y en su web anuncian que comenzará el estudio de distintos tratamientos contra la enfermedad en los próximos meses.

Djokovic fue deportado de Australia el domingo pasado y no pudo jugar el Abierto de ese país, en el que buscaba batir el récord de títulos de Grand Slam, luego de un duro revés en la justicia federal, que confirmó la decisión del Gobierno de cancelar su visa.


Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Djokovic es dueño de una empresa que investiga tratamientos contra el coronavirus