La feria es un encuentro, aseguran las artesanas que llegaron con su producción a Neuquén

Del 10 al 14 de enero, más de 400 feriantes muestran sus artesanías en el centro de la ciudad





Georgina viene desde Bariloche, hace varios años que expone en la feria neuquina de artesanos y dedica parte del tiempo en el puesto, a explicar a sus posibles compradoras, la modalidad de su trabajo en plata, la especialidad que fue logrando con los años y el porqué de los tipos de engarce que utiliza en el trabajo. «Es lindo, he venido antes a vender acá, los artesanos son de muy buen nivel y la gente de Neuquén aprecia mucho el trabajo artesanal, es uno de los lugares donde nos aprecian como artistas», aseguró.

Agregó que anualmente «nos encontramos con compañeras, compañeros e intercambiamos técnicas». Mía también vino de Bariloche, pero por primera vez al encuentro neuquino. Trabaja con recinas sobre maderas patagónicas y habitualmente se asienta en la feria de Colonia Suiza con su emprendimiento «Mandarina». «Estoy en esto hace 4 años nomás, pero tenía ganas de conocerlo porque el encuentro es muy nombrado entre los artesanos. Me aceptaron y fue un honor», dijo.

Llegada desde Mar del Plata, Ana explicó que «recibimos con mucho amor a la gente de Neuquén; valoramos los momentos de volver con el público, el aprecio de esto que amamos. Hace 8 años que soy artesana, esto me da independencia económica, manejar mis horarios, decidir cuándo me puedo tomar el día, viajo por todo el país y me da libertad», explicó.

Analía puso su stand en la primera de las plazoletas desde la zona sur, cerca de la estatua de Marcelo Berbel. Es de la feria de Morón, en Mataderos y dijo que viene todos los años porque «es el encuentro más grande de la Argentina, con muchos artesanos. Nos encontramos todos, vamos rotando. Éste y el de Bahía Blanca son los más grandes que hay».

Nancy Carlino tiene 37 años en la Feria de Artesanos de Neuquén y es parte de la comisión organizadora. «Hace 26 años que hacemos la fiesta a nivel nacional, con invitación a artesanos de países limítrofes. Cada encuentro es una caja de pandora, con diversidad, artesanos que vienen, otros que no llegan, cosas nuevas en los paños, mucho andar, mucha variedad y creatividad. Es la transmisión de nuestros oficios ancestrales, que no es poca cosa, hablando de cultura», planteó.

La feria está abierta desde las 9 de la mañana hasta la medianoche, todos los días hasta el 14 de noviembre. A partir de las 18, los laterales de la avenida se cierran al paso vehicular y se hace peatonal, donde se suman los artistas callejeros, estatuas vivientes, el arte circense y la música a la gorra hasta la medianoche en la «Fiesta popular del Arte Callejero» que forma parte del 26 Encuentro de Artesanos.


Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
La feria es un encuentro, aseguran las artesanas que llegaron con su producción a Neuquén